30 mayo, 2016
Los científicos a bordo del buque científico
Los científicos a bordo del buque científico "Cabo de Hornos", tomaron muestras en 15 diferentes puntos de la costa y hasta 2.000 metros de profundidad,

Santiago de Chile

La marea roja que desde hace dos meses contamina las costas del sur chileno, y que ha provocado la varazón de miles de especies marinas, está en retirada según informó la Marina de Chile.

El estudio de los científicos se inició el jueves pasado a bordo de un barco de la Marina chilena en el cual recorrieron las costas de la región de Los Lagos y la isla de Chiloé, a más de 1.000 km al sur de Santiago, donde la marea roja provocó la muerte de gran cantidad de mariscos y graves perjuicios económicos a pescadores que viven de la extracción de los moluscos.

"Podemos concluir, a mi parecer, que el fenómeno de la Marea Roja está en retirada tras los primeros análisis obtenidos desde las muestras tomadas desde el mar en la zona de Chiloé", afirmó Laura Farías, quien entregó un primer informe sobre el trabajo realizado por los 14 científicos del grupo conformado por el gobierno para investigar el fenómeno.

Los especialistas tomaron muestras en 15 diferentes puntos de la costa y hasta 2.000 m de profundidad, con el fin de obtener registros de la morfología costera y del fondo marino, para finalmente elaborar un informe más extenso

"Como científicos buscamos hacer una reconstrucción del océano para que nos entregue las respuestas que buscamos", afirmó Farías.

La investigadora explicó que la marea roja apareció debido a la proliferación de algas que contienen una toxina que contamina a los mariscos, y que su repliegue se debería a la retirada del fenómeno del Niño que ha sido relacionado por estudios científicos con el varamiento de peces en las costas chilenas.

La marea roja llevó al gobierno a emitir una alerta sanitaria en dos regiones del sur chileno, mediante la cual prohibió la extracción y consumo de productos del mar lo que provocó protestas de pescadores artesanales, quienes bloquearon las rutas de ingreso a la isla de Chiloé por casi tres semanas.

Los pescadores afirmaron que la marea roja se produjo por el vertimiento de salmones contaminados al mar, lo cual ha sido rechazado por la industria salmonera local.

Etiquetado como: