15 octubre, 2013

Santiago, Chile

Tal como la trama de la película Jurassic Park, científicos del Museo Nacional de Historia Natural de Washington, en EE.UU., encontraron un fósil de mosquito con sangre de un animal en el interior de su estómago.

El insecto -fosilizado en un trozo de piedra pizarra delgada como un papel- data de 46 millones de años atrás, y es el más antiguo encontrado hasta ahora.

La sangre que se descubrió en su interior no es de un dinosaurio, porque a esa fecha ya estaban extintos. Probablemente el ADN corresponda a un pájaro prehistórico. También se trata del fósil más antiguo que contiene sangre en su interior. Generalmente, esta desaparece con el paso del tiempo, por lo que este caso es calificado como extraordinario