Análisis indica que comportamiento innato de la persona define cómo maneja

Por: Monserrath Vargas L. 5 enero, 2015

Los movimientos que usted hace mientras está al volante están más relacionados con un comportamiento innato que con los trucos que le enseñó su instructor de manejo.

Así lo determina un estudio matemático realizado por científicos de la Universidad Tecnológica de Chalmers, ubicada en Gotemburgo, Suecia.

Según los investigadores, este hallazgo es una buena noticia para la seguridad de los conductores y para los fabricantes de automóviles.

¿Por qué? Porque el modelo matemático desarrollado permite “predecir qué es lo que los conductores harán con el volante antes de que realicen la acción. Incluso, es posible determinar hasta qué punto el conductor girará el volante.

“Es como mirar hacia el futuro”, explicó el investigador principal, Ola Benderius.

Dicha información permitiría desarrollar sistemas inteligentes antideslizantes o sistemas de seguridad para choferes cansados, afirmó el científico.

“Imagine un conductor fatigado a punto de salirse de la carretera. Él o ella de repente se despierta e inicia una maniobra correctiva; un error de juicio podría llevarlo a algo peligroso”, comentó Benderius.

Por esa razón, el investigador destacó la importancia de su propuesta. “Como desde ahora somos capaces de predecir en qué medida el conductor girará la rueda, los sistemas del vehículo de apoyo pueden identificar errores de apreciación potenciales e intervenir para evitar accidentes o contratiempos”, destacó.

Proceso. El modelo matemático fue desarrollado también por Gustav Markkula. Ambos estudiosos se basaron en la teoría que analiza cómo la mano de una persona recoge un objeto desde el punto A hacia el punto B.

Los científicos examinaron datos de 1.000 horas de manejo efectuadas en autos y camiones y contabilizaron 1,3 millones de correcciones de dirección por parte de los conductores.

Entonces, los expertos hallaron que el conductor no maneja de manera lineal mientras recorre la ruta, sino que gira el volante similar a como lo hace cuando quiere alcanzar un objeto.

“Esto podría cambiar por completo la forma en que consideramos el control humano de vehículos, buques y embarcaciones. Espero que muchos investigadores utilicen nuestros resultados”, expresó Benderius.

El científico aseguró que si se estudia el tema del control desde el área de la neurociencia, “la investigación podría crecer en una dirección muy diferente”.

Etiquetado como: