Blogs

Pescado diabólico en un paseo al Puerto

Actualizado el 06 de enero de 2014 a las 09:27 am

Blogs

Pescado diabólico en un paseo al Puerto

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

De seguro que casi todos en Costa Rica hemos ido de paseo a la Perla del Pacífico, al Puerto; aunque existen muchos que lo niegan, como si solo fueran de paseo a las playas de Sarakiniko, en Milos.

Este es parte del viaje en imágenes. Está el pescado en filete, el churchill, el fallido ceviche y hasta un vistazo a los puestos a la orilla del Paseo de los Turistas.
ampliar
Este es parte del viaje en imágenes. Está el pescado en filete, el churchill, el fallido ceviche y hasta un vistazo a los puestos a la orilla del Paseo de los Turistas. (Melvin Molina)

Es un paseo tradicional; yo recuerdo cuando de niño en La Pitahaya de Cartago se organizaban excursiones y demás, para visitar este puerto. Años después, ya casi como una tradición de final y principio de año, este sartenista suele irse de paseo de un día para la Perla del Pacífico, con el único objetivo de ir a comer mariscos, un churchill y de paso, llevarme en mi cámara de fotos algunas estampas de ese lugar.

Un pescado entero era el objetivo, uno grande de ser posible, con papas fritas o patacones. Yo la verdad conozco poco, y por eso nada como preguntar, porque así se llega a Roma y de pronto a un buen lugar.

Don Freddy Coto, abogado que viaja con frecuencia a la zona, me reveló una verdad de perogrullo: "Casi es de seguro que en cualquier lugar de Puntarenas se encuentra buen pescado".

Así llegué a La Cueva del Diablo, un restaurante frente al Paseo de los Turistas. No tenía grandes lujos, o el menú escrito en paredes de cristal. Unas siete u ocho mesas y un salonero era todo lo que requería para atender a sus comensales.

Como tenía muy claro qué me llevó hasta ese lugar, no duré mucho en ordenar. Un ceviche de pescado de entrada (¢3.950 más impuestos) y un pescado entero (¢4.200 más impuestos).

Así presentaron el pescado entero en la Cueva del Diablo.
ampliar
Así presentaron el pescado entero en la Cueva del Diablo. (Melvin Molina)

Del ceviche debo decir que he probado mejores, el pescado estaba muy suave y eso le resta gusto, a mi juicio. Además, estaba un poco caro, creo que no era la mejor relación precio-producto.

Pero con el pescado se redimieron por lo del ceviche. Mmm, este era rico, bien cocido, de carne blanca fácil de desprender, tenía un buen punto de sal; con decirles que terminé chupándome los dedos; espero mi mamá no se de cuenta.

Este además estaba acompañado por papas fritas abundantes en aceite, y algo de ensalada, como para sentir que en medio de tanto producto frito se come algo saludable.

PUBLICIDAD

Quien me acompañó en este viaje ordenó un filete de pescado empanizado (¢3.950 más impuestos) y la experiencia fue satisfactoria según me contó, así que lo que soy yo, ya tengo un lugar donde volver por un pescado entero. Si bien es cierto no era tan grande como lo imagine, el tamaño es suficiente para que una sola persona quede satisfecho.

¿Cómo llegar en busca de este pescado diabólico?, se van con dirección a la punta, al final del Paseo de los Turistas, y a mano derecha la encontrarán. El teléfono es 2661-4008.

Y bueno, solo para confesarles que pienso que si uno va a pecar, pues entonces hacerlo bien hecho, les cuento que como si no fuera suficiente comida con el ceviche, las papas fritas, el pescado y la ensalada de guarnición, me fui en busca de un postre.

Puntarenas es famoso por el churchill, esa mezcla de granizado, leche en polvo, leche condensada, helados y barquillios y yo no desperdicié la oportunidad de visitar esas sodas que están cerca de la antigua Capitanía de Puerto. Los precios van desde los ¢2.000 y casi hasta los ¢4.000, según el tipo de combinación que se haga, porque los hay dibles y más, mucho más.

Por ahora no me imagino cuántas horas de ejercicio me costará pagar por esos gustitos de fin y principio de año, pero, la verdad es que en mi lista de propósitos está eso de pecar y rezar para empatar. En resumen, mucho ejercicio, para lograr un balance con lo que como.

Provecho y feliz 2014.

Facebook.com/elsartencaliente

@MelvinMolina

  • Comparta este artículo
Blogs

Pescado diabólico en un paseo al Puerto

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota