Blogs

Mundial Femenino nos unió a todos bajo 23 guerreras

Pase lo que pase, nuestras seleccionadas ya son leyenda

Actualizado el 16 de junio de 2015 a las 04:37 pm

Blogs

Pase lo que pase, nuestras seleccionadas ya son leyenda

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Para redactar estos posts tengo una especie de cronograma que se va alterando cuando pasa algo inesperado, como fue el caso del arresto de Eduardo Li de hace unas semanas.

En estos días tenía en la cabeza el aniversario del mágico Brasil 2014. El primer partido, el primer triunfo, la primera emoción... No obstante, pasaron tres cosas: se me adelantó todo el país con videos y fotografías por redes sociales, me puse la excusa de que junios hay todos los años y, principalmente, apareció una aguerrida Selección Femenina botando barreras.

Obviamente, jamás me voy a olvidar de cómo me temblaban los dedos en el teclado mientras tomaba apuntes en los partidos del Mundial, pero, como dicen, pasado es pasado. El presente son las muchachas que están en Canadá matándose contra niveles superiores de fútbol por regresar a Costa Rica con la cabeza en alto, el pecho erguido y las piernas raspadas.

El grito de gol de Karla Villalobos unió a 5 millones de gargantas.
ampliar
El grito de gol de Karla Villalobos unió a 5 millones de gargantas. (Agencia AP)

Costa Rica definirá su futuro en Canadá 2015 este miércoles ante Brasil, a las 5 p. m.

Los que hemos podido ver los partidos notamos que hay diferencias técnicas y tácticas entre los rivales y nosotros. No, al decir esto no soy antipatriota, ni misógino, ni ateo, ni apolítico. Tampoco estoy diciendo que no saben patear, para nada. Simplemente soy realista y tengo 31 años de vivir, comer y respirar fútbol y confío en tener la capacidad de señalar cuándo alguien tiene más argumentos que el otro, más allá del resultado.

Más bien, en mi opinión, esa brecha hace que lo que están logrando estas 23 luchadoras sea mucho más valioso. Quizás sea medio romántico, pero soy de los que aman las historias de superación, de venir desde abajo, del desvalido que triunfa. ¿Cuentan todas las Rocky como ejemplo o se caen las medallas? En fin, entienden la idea. "Yo, Adrian, I did it!"

Así, veo a la Femenina. Un equipo que no cuenta con la infraestructura, con el presupuesto, con el apoyo, con el talento general de Corea del Sur, ni España y mucho menos del rival de este miércoles: el temible Brasil. Pero a los dos primeros se les encaró con fiereza y a punta de lo que sea que gritan en el camerino que hay que poner (dudo que sea el genérico "¡güevos!"...) se sacaron dos ultrarespetables empates. Y con cuánta emoción, porque ese "¡vamos!" de Karla Villalobos a la cámara nos sacudió todo el sentimiento.

Melissa Herrera (7) celebra su anotación con el resto de jugadoras de la Selección Nacional ante Corea del Sur.
ampliar
Melissa Herrera (7) celebra su anotación con el resto de jugadoras de la Selección Nacional ante Corea del Sur. (AFP)

Las ticas participan apenas en su primer Mundial Mayor y acumulan dos valiosos puntos en dos compromisos ante rivales de bastante peso internacional. 

Por amor. Todas las que pudieron saltar a la cancha corrieron, metieron y pelearon a lo que dieron sus piernas, su corazón, su espíritu. A las de la banca no les importó estar ahí y gritaron con la misma intensidad. Eso es inspirador. Lo dije antes en otro post, recordemos que esto es por puro amor, por historias para los hijos, sobrinos y nietos, porque de suelo canadiense nadie saldrá con un contrato millonario, un carro de lujo y una mansión.

Shirley Cruz es el equivalente a Keylor Navas y lo que le alcanzó su carrera es para un ahorro respetable y sacar los estudios universitarios en Francia. El Lamborghini solo lo ve cuando Zlatan Ibrahimovic entrena a la misma hora en París.

Para el duelo ante las brasileñas mi pronóstico no es alentador. Aunque el corazón me dice que sí se puede, la razón me dice que nos vamos. En la vida falla menos lo segundo. Dios quiera y me equivoque y cuando regresen, Gloriana Villalobos, como travesura de adolescente, le pegue un sucio bolazo al portón de mi garaje.

No obstante, si eso pasa; ruego porque el costarricense promedio, el cual no está obligado a conocer cómo es el sistema circulatorio del fútbol femenino, no salga diciendo "¡qué malas, no clasificamos!".

Que quede claro: ya son heroínas. Ya son leyenda, porque gracias a ellas, cientos de niñas se estarán sentando este miércoles en un televisor deseando mantenerse en el deporte y el estudio para imitarlas. Además, esta es solo la base de lo que se puede aspirar a construir. También hubo mucho camino antes de Brasil 2014. Más o menos 100 años, ellas llevan la mitad...

  • Comparta este artículo
Blogs

Pase lo que pase, nuestras seleccionadas ya son leyenda

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota