Blogs

Y así fue como Apple convenció al mundo de usar los celulares como billeteras

Actualizado el 09 de septiembre de 2014 a las 05:36 pm

Blogs

Y así fue como Apple convenció al mundo de usar los celulares como billeteras

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Pablo Fonseca Q.

La presentación de Apple de este 9 de setiembre tiene muchas aristas de conversación. En este caso, me interesa el vil metal, que ya no es metal, es plástico, y que dentro de poco no será metal ni plástico, sino que será un celular.

Apple es un gigante y yo, usuario de Android en celular y iOS en tabletas, sé que va a lograr lo que no ha logrado Google con proyectos como Google Wallet: que los celulares sean un medio de pago gracias a la conexión conocida como NFC.

El NFC es un tipo de conexión especial que funciona acercando objetos. Si su teléfono tiene NFC y lo acerca, digamos, a una mesa de noche que tenga una especie de ficha NFC, el dispositivo podría pasar a modo silencioso automáticamente. Lo bueno es que, sí, también se puede usar para pagos. No es nada nuevo, pero el tema no ha tomado el impulso que debería. 

Hasta ahora, Apple se había negado a usar el NFC. En el 2012 dijo que no era necesario en ese momento. Eso quiere decir que en realidad aún estaban trabajando en convertir esto en un mejor negocio para Apple. Lo lograron ahora y no conocemos los detalles del acuerdo.

Muchísimos teléfonos que no son el iPhone ya tiene el NFC incorporado, algunos modelos son incluso viejos si se es exigente. Sin embargo, la llegada del iPhone con NFC y el sistema Apple Pay logrará que los comerciantes realmente le pongan atención al tema y la revolución llegue a su billetera. Apple es Apple.

El gigante tecnológico Apple inauguró un  “nuevo capítulo”
ampliar
El gigante tecnológico Apple inauguró un “nuevo capítulo”

Incluso en países como Costa Rica será cuestión de meses para que los comercios (los grandes al principio, pero todos eventualmente) comiencen a tener lectores de pago NFC para transacciones de cualquier monto. Ya ha habido planes piloto desde el 2013, así que esto no es ninguna novedad.

Esto es bueno no solo para el usuario, que ya no deberá llevar tanto efectivo consigo (incluso taxis y buses se deberán poder pagar así), sino también para el Estado, porque bajará los costos de manejo de efectivo y controlará mejor las transacciones que realicen los comercios (no darán facturas, pero la transacción quedará registrada y se podrán pedir cuentas por ello). 

¿Si le roban el celular le roban el salario? No. Hay sistemas de seguridad. Yo puedo configurar el celular para que pagos de más de 10.000 colones, por ejemplo, requieran digitar un número secreto de 4 dígitos que solo yo sé. Con el iPhone, el aparato escaneará la huella digital para confirmar que sea el usuario correcto. Si pierde el celular o se lo roban, de inmediato podrá cancelar todo, como pasa con las tarjetas de crédito.

Problemas tendrá, eso sí, cuando se le acabe la batería y no lleve ni efectivo ni tarjetas...

Buenas noticias, sin duda. Ya quiero hacer mi primer pago con el celular... ¡mi teléfono es del 2011 y tiene NFC!

  • Comparta este artículo
Blogs

Y así fue como Apple convenció al mundo de usar los celulares como billeteras

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota