Quienes somos

Jorge Vargas Cullell

Jorge Vargas Cullell

Realiza gestión de investigación y colabora como investigador en las áreas de democracia y sistemas políticos. Ph.D. en Ciencias Políticas y Master en Resolución Alternativa de Conflictos, Universidad de Notre Dame (EEUU); y Licenciado en Sociología, Universidad de Costa Rica. Ha escrito numerosos libros y artículos sobre temas como calidad de la democracia, actitudes políticas y reforma del Estado.

  • Facebook Like:

  • LinkedIn:

  • Google Plus One:

Enfoque

Para los que se quejan de la pérdida de valores, aquí les recuerdo partes de la letra del tango Cambalache, escrito en 1934: “Que el mundo fue y será una porquería, ya lo sé/ ...Vivimos revolcaos en un merengue/ y en el mismo lodo/ todos manoseados.../ ¡Todo es igual!/ ¡Nada es mejor!/ Lo mismo un burro/ que un gran profesor.../ Cualquiera es un señor/ cualquiera es un ladrón...”. Esta amarga pero bella letra se bailaba con garbo y sensualidad en los tiempos en los cuales, según los nostálgicos, las cosas eran mejores; la gente, decente, y el pelo del bigote bastaba como garantía real.

Enfoque

En la pequeña ciudad de Iguala, al sur de México, un alcalde ordenó a la Policía Municipal detener a 43 estudiantes normalistas y luego entregarlos a sicarios del narco. Después de casi un mes, nadie sabe dónde están, aunque se presume que fueron asesinados. En la búsqueda se toparon con una fosa común de casi 30 cadáveres. Creyeron que eran los estudiantes, pero correspondían a otras personas también asesinadas con impunidad, por lo cual la cifra de muertos y desaparecidos solo en este episodio anda en más de 70.

Enfoque

Vivimos con querencia a los rumores. Son el pan nuestro, a tal punto que nuestras comunicaciones diarias son una inmensa plaza de rumores. “¿Viste?”, “Dicen que...”. Los cuchicheos son importantes en nuestra vida social, tanto que hay expertos con fama de tales no por sus conocimientos técnicos, sino por estar informados del último rumor. En la plaza del rumor, hombres y mujeres participamos por igual. La idea de que las viejas son las chismosas es un cuentazo: ¿han visto cómo chismea un grupo de hombres? No queda títere con cabeza.

Enfoque

Como en la política no tenemos ángeles sino diablos tan diablos como nosotros, no debiéramos exigir que se parta del bien común en la discusión de los asuntos públicos, y que la gente se despoje de sus intereses particulares. Eso es imposible. Ese bien común se construirá como punto de llegada, si los debates llegan a buen puerto y permiten a todos enfrentar los desafíos de mejor manera.

Enfoque

El viernes pasado, un cocodrilo se paseó orondo por el centro de Quepos. Se pavoneó por ahí con esa autosuficiencia del que se sabe en la cúspide de la cadena alimentaria. Ante tal noticia extraordinaire, caí en cuenta de que en este país nos falta velocidad. La nota nunca debió quedar confinada a la sección de Sucesos, un desperdicio. Procomer y Cinde debieron haberla esparcido por el resto del mundo como parte de nuestra marca país.

Enfoque

Cuando uno ha viajado por ahí, se da cuenta de cómo en otros países la agricultura tiene que pellejearla para arrancar a terrenos rocosos e ingratos alguna cosecha interesante. He visto emprendimientos productivos lidiar con suelos que apenas si tienen capa fértil. Los he visto usar agua sin desperdiciar una sola gota, pues nada sobra. Entonces, siempre he pensado en mi pequeño país y en lo complicado que es manejar la abundancia. Cuando se tiene mucho de algo, no se aprecia su valor: pareciera que es gratis y que esa abundancia es para siempre.

Enfoque

Hoy quiero empezar hablando de esas pequeñas cosas que lo hacen rabiar a uno, esas que, si quedamos mordidos, nos oscurecen el resto del día. Inicio, por supuesto, con los tipos que siempre llaman en el peor de los momentos para ofrecer la tarjeta de crédito del banco equis, o para informarme del premio que acabo de pegar por llamarme Jorge Vargas (¡imagínense ustedes qué nombre distinguido!), apenas les confirme el número de mi tarjeta. No importa que les ladre, vuelven a llamar al día siguiente y al siguiente, como si nada. Big Brother: tienen todos mis teléfonos.

Enfoque

Hay sorpresas que sorprenden. Expertos se lamentan de que este sea un Gobierno de inexpertos. Pero ¡por supuesto que iba a ser así! En abril pasado, la ciudadanía le dijo al PLN que, aunque el partido decía saber hacer, tuviera la gentileza de no seguir haciendo. Que muchas gracias y luego lo llamo.

Enfoque

¿Es que se puede agregar algo a todo lo comentado sobre el contenido del discurso presidencial de los 100 días? La verdad: no veo cómo. Con tanto artículo y declaración, casi todo ha sido dicho, a favor y en contra.

Enfoque

Lo bueno de reunir a un grupo de ticos es que siempre están de acuerdo en todo, aunque no lo estén.

Enfoque

Hace rato la complejidad de nuestras relaciones exteriores desbordó a la Cancillería y Comex llenó un vacío. El problema es que en los próximos años surgirán nuevos nodos estratégicos alrededor de la energía y el ambiente, para los cuales ninguna de estas instituciones está preparada.

Enfoque

Los verdes de Costa Rica son azulados, los de Irlanda son verdes verdes, en todos los verdes que es posible imaginar en una pequeña isla en la que, como en la costa del Caribe de mi país, llueve y sale el sol varias veces al día. La bella Irlanda. Y hasta ahí llega el parecido, excepto, claro está, en que son dos sociedades de profunda raíz católica, pero en camino a una muy trabajada, y aún incompleta, pluralidad social y religiosa.

Enfoque

Por ahí del 15 de agosto, el Gobierno hará un regalo a todas las mamás. También a los papás y abuelitos: presentará el famoso Informe de los 100 días.

Enfoque

Kaputt. Visto está que en este país podemos pasar de vivir un cuento de hadas a retozar en un chiquero en dos monazos.

Enfoque

Semana trágica. El derribo de un avión de pasajeros dejó casi 200 muertos en Ucrania y la invasión a Gaza por el Ejército israelí ha apilado más de 500 muertos palestinos (y 30 soldados israelíes).

Enfoque

Hasta hace pocos años, la historia universal había producido dos tipos de muertos que no nunca mueren: los héroes de leyenda y los villanos bien bellacos.

Enfoque

Cuando aterricemos, en algún momento, de ese bello sueño que fue el Mundial de Fútbol 2014, nos encontraremos desnudos frente a la Costa Rica que somos. La de los problemas, los desafíos e incertidumbres.

Enfoque

Hace poco más de diez años, Estados Unidos invadió Irak. Parece ayer y fue hace tanto. Su justificación fue la erradicación de las armas de destrucción masiva en manos del dictador Saddam Hussein, un aliado devenido en enemigo, y la instauración de la democracia en ese país.

Enfoque

Abro el periódico y leo: “300 personas con pensiones de más de ¢5 millones y una con pensión de ¢16 millones”. Lo cierro. Mi primer impulso, de cólera, es rápidamente sobrepasado por la envidia.

Enfoque

Colombia es un país de importancia estratégica para Costa Rica. A poco menos de mil kilómetros, tenemos a la cuarta economía más grande de América Latina, una de las más vibrantes y sofisticadas en la región. Es un gran mercado potencial para nosotros, a la vuelta de la esquina, aunque también un ágil competidor al que cuidar.

Enfoque

Me dice un amigo: “¿Te has dado cuenta de que en este país siempre se concluye que las causas de la ineficiencia de los Gobiernos y su impopularidad son la falta de coordinación institucional y las fallas de comunicación?”.

Enfoque

Hay momentos en que uno anda fastidiado, hasta aburrido, y no hay manera de descifrar la razón. Cada loco con su tema. Es raro, porque estas semanas han estado repletas de acontecimientos, maná del cielo para un columnista que en no pocas ocasiones se estruja el cerebro para ver de qué diablos escribe.

Enfoque

Siempre que hago una pausa entre tanta carrera, me impresionan las cosas que uno da por sentado. En el plano individual, por ejemplo, uno da por supuesto la buena salud... hasta que no la tiene.

Enfoque

¿En qué momento una huelga por problemas de pago a algunos maestros, hecha contra un Gobierno que salía, se convirtió en un pulso político contra un nuevo Gobierno y sin que este siquiera arrancara, y amenace con convertirse en una lucha general del movimiento sindical (relativamente próximo al PAC) contra el PAC en el Gobierno?

Enfoque

Estoy convencido de que los ticos urbanos detestan los árboles. Les gusta verlos en las montañas, allá donde viven monos y lapas, pero no en las ciudades.

Enfoque

Las elecciones nacionales del pasado domingo en Panamá guardan ciertas similitudes con nuestro reciente proceso. Los vientos del anticontinuismo también barrieron allá y al nuevo Gobierno le costará mucho formar mayorías parlamentarias.

Enfoque

Imaginemos la democracia en el 2038. Estamos en un mundo donde se conoce “todo” sobre cada votante: sus gustos, opiniones, compras, lugares que frecuenta, amistades, viajes, pleitos, huella dactilar, expediente médico, odios y amores, estado de la cuenta bancaria, aspiraciones y sueños (esto último porque ya se habrá inventado el dreamcatchervirtual, una app que permitirá guardar los sueños para luego recrearlos).

Enfoque

Nuestra manera de hablar es un verdadero zoológico: “esa mae sí es un gato”, “fulano es un perro”, “esa chavala es una zorra”, “el tipo es una rata”, “¡qué burra fulana!”, “carajo más caballo”, “aquella es un lince”, “eso era un cucarachero”, “se batió como un león”, “estás pa’l tigre”, “se hizo el chancho”, “¡qué mosquero ese!”, “comió como un pajarito”.

Enfoque

Una de las cosas que más me ha costado aprender es dudar de lo que creo, aun de aquellas creencias anudadas a mis convicciones más profundas.

Enfoque

El largo siglo XX de la política costarricense concluyó el pasado domingo. El bipartidismo desapareció desde hace diez años y ahora, finalmente, cayó el último bastión que nos conectaba con los años cuarenta del siglo anterior: el monopolio del control del Poder Ejecutivo por parte de los herederos de alguno de los bandos de la guerra civil de 1948.

Enfoque

Somos una sociedad que, por muchos años, tuvo a viejos y a discapacitados metidos dentro de las casas. Los viejos –“roquillos” para mejor entendernos– quedaban a cargo de las hijas (los varones zafaban el lomo), que resolvían su cuido.

Enfoque

Todo Gobierno hereda un berenjenal al que le sigue. Siempre es así. Gobernar es como bailar sobre un campo minado: bombas enterradas por todas partes, peligro inminente todos los días, sin perspectivas de alivio.

Enfoque

Uno se imagina que el pasado es lo que uno deja atrás y el futuro es lo que viene. Está tan arraigada esa noción que decimos cosas como “¡Avancemos hacia el futuro!” y “¡Dejemos atrás al pasado!”.

Enfoque

¿Cómo harán muchos para saber lo que pasaba en la mente del candidato liberacionista cuando renunció a la campaña electoral? Discuten si fue un acto valiente, una estratagema política; si le faltó carácter o fue chantajeado.

Enfoque

En aquel febrero llovió quince días sin parar. Tieso y parejo como en el año pasado. Otra vez nos apremiaban inundaciones y derrumbes, damnificados por todas partes y gente maldiciendo el clima loco.

Enfoque

Muchas personas entienden la política costarricense actual como una dividida cada vez más entre izquierdas y derechas. Vean ustedes: Frente Amplio (izquierda), PAC (centro izquierda), PLN (centro), PUSC (centro-derecha) y ML (derecha). Todo ordenadito y limpio.

Enfoque

Venezuela es una papa caliente para América Latina. Sé que lo es más para los venezolanos, agobiados por una crisis económica galopante, una deteriorada situación social y una profunda crisis política: un Gobierno cada vez más torpe y autoritario, una oposición dividida, y el enfrentamientos de masas en las calles.

Enfoque

Lo bueno de la política es que todos tenemos opinión. Es nuestro derecho tenerla y vocearla a los cuatro vientos, con cuidado de no traspasar límites legales. Café en mano, disparamos sin más: “Dicen que...”; “Me contó un primo...”; “Fulanito es un tal por cual”.

Enfoque

Las elecciones del domingo pasado no fueron un pulso por cambiar el rumbo del país, sino para desalojar al continuismo. Parece lo mismo, pero no lo es. El oficialismo obtuvo menos de la mitad de los votos logrados por los cuatro principales partidos opositores (64% a 29%).

Enfoque

¿De qué depende el futuro de un país? A pocos días de las elecciones, parecería que todo pende del hilo del partido que gane las elecciones. Nos dicen: “Si no vota por mí, vota por el infierno. Conmigo, al paraíso”. Hummm... en realidad, la cosa no es tan así. En Costa Rica, ni los partidos, y mucho menos los candidatos, tienen tal poder como para decidir por dónde transitará el país en los próximos años.

Enfoque

Una cueva en Argentina es un sitio donde se cambian dólares en el mercado informal a mejor precio y sin arriesgarse a que le metan a uno billetes falsos o le peguen un palo. Hay miles de ellas en todo el extenso territorio de ese país.

Enfoque

Crucé la Cordillera de los Andes hace un par de días por el camino de Santiago de Chile a Mendoza, en Argentina. Es una ruta bruja: parajes imposibles, por empinados, montañas infinitas, rocas de todos los colores, un cielo azul intenso y un paisaje denso de soledad. Salgo de Chile, el país más exitoso de América Latina, y entro a otro, Argentina, que es el reino de la conspiración y el rumor.

Enfoque

Pasó la época de los tamales, esa que remata en los días mágicos de fin de año cuando el tiempo se suspende

Enfoque

Como se esperaba: en Chile, el pasado domingo, Michelle Bachelet (izquierda) barrió a Evelyn Matthei (derecha) en la segunda ronda electoral. Interesante fue la normalidad con que se comunicaron el presidente Piñera (derecha), Bachelet y Matthei luego de conocer el resultado.

Enfoque

Mandela, el hombre que no podía llorar, hizo que el mundo entero, o casi, llorara su muerte. Años de trabajos forzados como reo en una mina de piedra caliza le habían obstruido sus lagrimales.

Enfoque

En toda campaña electoral se manosea la ilusión. La teatralidad, en el sentido de “hacer creer”, es inevitable para persuadir a una gran cantidad de personas que no conocen al candidato de que, en efecto, es la persona indicada para tomar las riendas de un país. Y que los demás, no, que son fatales.

Enfoque

Son “normales” estos tiempos políticos? Por “normal” quiero decir una situación en la que las cosas se mueven y dan resultados dentro de lo predecible. A juzgar por una plétora de analistas políticos, cuya discusión es si Johnny tiene ganada, o no, la elección en primera ronda y cuál será el tamaño de su fracción parlamentaria, uno tendería a decir que sí, que estos son tiempos normales.

Enfoque

Un columnista escribe cada semana y tiene memoria corta. Y, cuando habla sobre política, corre el riesgo de repetirse y aburrir. Hoy, para evitar un bostezo generalizado, busqué lo que dije cuatro años atrás, cuando la crema de pepino aún obraba milagros.

Enfoque

Hecho probado: los ingresos del Gobierno Central no alcanzan para pagar los mandatos de gasto establecidos en la Constitución Política y las leyes. Segundo hecho probado: cada año, los diputados aprueban leyes que crean nuevos mandatos de gasto sin señalar fuentes de recursos frescos para pagarlos.

Enfoque

Hace pocos días, diputados del partido sandinista (gobernante) presentaron un paquete de reformas constitucionales promovidas por el presidente Ortega. Como en el Congreso de ese país tienen mayoría calificada, es razonable pensar que el pescado ya está vendido. En poco tiempo Nicaragua tendrá, por la vía exprés, una Constitución Política renovada.

Enfoque

No pude evitarlo. Con tanto tema por comentar y se me ocurre leer las respuestas de los candidatos a Mr. Costa Rica sobre temas tan complicados como en qué mes se celebrarán las próximas elecciones, y el nombre de algunos candidatos, escritores y libros costarricenses.

Enfoque

¡Déjà vu! Se nos viene encima una complicadísima discusión sobre el tema fiscal y, a juzgar por las primeras reacciones al documento de Hacienda (En Ruta a la Consolidación Fiscal), corremos el riesgo de un refrito político.

Enfoque

Uno escucha diariamente a mucha gente diciendo: “Solo en este país pasa...” tal o cual cosa. Por ejemplo: “Solo en este país pasa lo del puente de la ‘platina’”. O se hunde una calle principal. Lo que queremos decir no es solo que una situación es el colmo, sino que, y aquí viene el narcisismo invertido, somos tan especiales que la sacamos del estadio hasta en lo que hacemos mal.

Enfoque

Ese día, Varguitas, el columnista, se vio guapo. El espejo le devolvió una sonrisa ganadora y, por primera vez en su vida, se permitió ser atrevido. “¿Por qué no?”. Alguien había plantado la idea que ahora germinaba en él. Era cierto: había nacido aquí, coleccionaba títulos universitarios y sus maestras decían que había sido un buen niño. Por ahí no lo iban a agarrar. Además, ¡coño!, tenía derecho: derecho a ser presidente.

Enfoque

¿Vieron? De repente se pudo hacer en pocos días lo que por años se dijo que no servía y no había manera de echar a andar. Me refiero a las rutas intersectoriales de buses, que conectarán Desamparados con Moravia, Guadalupe con La Uruca y esta con Escazú.

Un rompecabezas por armar

El Cuarto Informe Estado de la Educación señala que en los últimos años hubo mejoras en su financiamiento, se ampliaron las oportunidades de acceso educativo, se renovó parcialmente la oferta educativa, se aprobaron disposiciones en favor de los estudiantes y se inició la transferencia de competencias de gestión a escuelas y colegios.

Enfoque

Qué lejos están las elecciones nacionales de febrero entrante! Cuatro meses y un mundo de distancia para todos los partidos políticos.

Enfoque

En el año 2010 Costa Rica participó por primera vez en las pruebas PISA (Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos). Son exámenes que buscan medir la capacidad de los estudiantes de 15 y 16 años para usar sus conocimientos en la resolución de problemas de matemática, ciencias y lectura.

Enfoque

El golpe militar en Chile del 11 de setiembre de 1973 no fue una asonada más de las cientos que tapizaron la historia latinoamericana del siglo XX. Fue un terremoto continental con réplicas mundiales.

Enfoque

Extraña situación: la reputación internacional de Costa Rica es notable, tan positiva que sonroja. Al mismo tiempo, sin embargo, los habitantes de esa supuesta arcadia tenemos una imagen muy negativa sobre el país y su futuro.

Enfoque

Habíamos tenido avisos, cierto: un hueco en la pista del aeropuerto, otro en la Circunvalación a San José. Lo que nunca esperamos, en aquellos días del temporal bíblico, fue que un inmenso hoyo se tragara la mitad de la ciudad, desde Escazú hasta el Museo Nacional, pasando por barrio México. Solo se salvó el San Juan de Dios.

Enfoque

De Daniel Ortega pueden decirse muchas cosas, excepto que no sepa manejar los tiempos con Costa Rica. Es ducho en el arte de enredarle los mecates a los ticos. Sabe que este Gobierno está debilitado, con poco apoyo popular y que cometió monumentales errores en la construcción de la trocha fronteriza.

Enfoque

En los últimos años, tres prejuicios han suplantado la realidad real de la política costarricense: el chancletudo chavista, el ricachón del puro y el político panzón. Este destilado de prejuicios está causando un grave daño.

Enfoque

El suelo es un bien escasísimo en Costa Rica. La aritmérica es así: a los 52.000 kilómetros cuadrados (km²) de territorio continental sáquenle el 26% del sistema de áreas protegidas naturales. Si redondeamos, nos quedamos con 40.000 km². Quite otro 25% de tierras no protegidas pero abruptas y malas para producir.

Enfoque

En los últimos días ha recrudecido un clima político al estilo de “el fin del mundo está cerca”, especialmente entre los grupos empresariales. Que la economía se hunde, que la restricción de crédito del Banco Central es la responsable de los males, que habrá fuertes pérdidas de empleo.

Enfoque

Supongamos. ¿Por qué no hacerlo si a veces, por accidente, la historia puede tomar caminos inesperados? Supongamos que el 25 de julio de 1824, hace 189 años, los liberianos, que querían ser de Nicaragua, les hicieron una astuta maniobra a los nicoyanos, que querían a Costa Rica.

Enfoque

El vicepresidente del Senado italiano, Roberto Calderoli, dijo que una ministra del actual Gobierno de ese país parecía, por negra, “un orangután”. Lejos de disculparse, sacó pecho y miles lo auparon. No es la primera vez que políticos de la Liga Norte, el partido de Calderoli, usan ese lenguaje.

Enfoque

Vaya, vaya: ¿quién decía que la Asamblea Legislativa estaba paralizada si la semana pasada hizo un aporte a la historia política universal? Hasta entonces. la humanidad conocía pocos métodos para propiciar cambios sociales profundos: una revolución, un golpe militar o reformas en democracia. Gracias al ingenio tico, ahora hay una nueva vía: aprobar cambios sociales “sin darse cuenta”.

Enfoque

¿Por qué está perdiendo paso la economía costarricense? Si uno observa el panorama internacional, vital para nosotros, las cosas no han cambiado mayormente: Europa sigue en recesión; no es sorpresa que China esté creciendo a un ritmo menor que antes...

Enfoque

Ya sabíamos que los partidos políticos están en la lona: debilitados, desconectados de la ciudadanía.

Enfoque

Asco. Tráfico de órganos. Asco. Lucro inmoral. Asco. Miseria. Corrupción. Más asco. Señor de bata blanca. Indignación. Rapiña de la necesidad ajena. Tráfico de órganos. Hace semanas el diario mexicano El Universal destapó el tamal: Costa Rica es un destino mundial de turismo de trasplantes de órganos asociado al tráfico ilegal. Como Pakistán, Serbia y otros.

Enfoque

Asco. Tráfico de órganos. Asco. Lucro inmoral. Asco. Miseria. Corrupción. Más asco. Señor de bata blanca. Indignación. Rapiña de la necesidad ajena. Tráfico de órganos. Hace semanas el diario mexicano “El Universal” destapó el tamal: Costa Rica es un destino mundial de turismo de trasplantes de órganos asociado al tráfico ilegal. Como Pakistán, Serbia y otros.

Enfoque

Mientras los aspirantes a diputado del PUSC se agarran a mecos, un episodio más en la apasionante competencia electoral tica, un escándalo conmueve al mundo: un agente de seguridad nacional de los Estados Unidos reveló que su gobierno espía miles de millones de comunicaciones privadas, telefónicas y en la Internet, mediante herramientas sofisticadísimas que le permiten determinar no solo el origen y destino de estas (metadatos) sino sus contenidos específicos.

Enfoque

Me conmovió el asesinato del joven ambientalista que cuidaba nidos de tortugas en Moín. Sentí una profunda tristeza y no solo por la innecesaria y evitable muerte de una persona con toda una vida por delante o por la saña con que los sicarios perpetraron el crimen, sino porque ha muerto un joven de esos capaces de apasionarse por una causa buena, aunque las tortugas no paguen y, por lo visto, nuestra sociedad tampoco. No se trata de fabricar un semidios. El punto es honrar a quien lo merece. Y de no dejar que su asesinato pase inadvertido e impune.

Enfoque

¡Caramba! Así, como si tal cosa, el gobierno creó una norma para clasificar el rango de los presidentes que nos visitan: “Dime qué clase de asueto te doy y te diré cuán importante eres”. Viene Obama y todo Chepe para la choza. Ese es el asuetazo especial para la primera clase: todo el sector público quedito y centro de la ciudad acordonado. Viene el presidente Xi Jinpin de China y, bueno, luego de algunas dudas, concedemos un “asuetín”: algunas partes de San José y ciertos funcionarios a guardarse. Mensaje: no es lo mismo que Obama, pero ¡diay! siga tratando y un día de estos le subimos de clase. Viene el presidente del Perú, México o algún centroamericano y ni asuetazo ni asuetín: con costos un par de tombos con sirena para que el bus de Alajuela se quite cuando vaya para el hotel. Y que ni mates haga. Como uñas: ¿en qué categoría clasificará la Merkel si viene?

Enfoque

En Costa Rica la línea recta no existe. Ni como concepto ni como idea práctica. No me refiero a los caminos que, obligados por nuestra accidentada geografía, serpentean por allí. Quiero hablar de otra cosa y para ello parto de una observación obvia: no hay una avenida que cruce San José de un extremo a otro. Pudimos haberla trazado pero no lo hicimos: siempre hay una curva inexplicable aquí o un tope allá. Y si hay una recta, como en Cartago, nos ocupamos de que no se extienda a las nuevas áreas urbanizadas, un inconexo amontonamiento de barrios. De ahí, paso a una afirmación más general: ocupamos el territorio de la misma manera como pensamos, de manera complicada, llena de recovecos.

Enfoque

Es jueves en la mañana, hace calor, el año se está yendo y, fatal, anda uno con la mecha corta. Por eso pregunto: ¿qué pensar cuando, a lo largo de un periodo prolongado, una democracia no logra decidir sobre nada? ¿Cuando se especializa en enredar todo, convertir la deliberación en jalones de pelo y el final invariable es un acabar con las manos vacías? Cuando digo “nada” y “todo” me refiero a asuntos de importancia colectiva como por ejemplo la reforma fiscal, obras de infraestructura básica, explotación de geotermia o políticas de empleo. Obvio que todos los días se deciden muchas cosas: si fulano es presidente legislativo, si hacer una marcha por la avenida central o por Pital, si comprar un pantalón, pero eso es menudo. En fin, si a los ticos nos encargaran la organización del Juicio Final, no habría final ni juicio: lograríamos la inmortalidad a punto de prórrogas.

Enfoque

Lo verdaderamente importante del 1 de mayo no son las carreritas y compras de votos en la Asamblea Legislativa a propósito de la elección del nuevo directorio legislativo. O quizá, mejor dicho, lo lamentable es que ese culebrón haya acaparado el significado de un día que es, en realidad, la fiesta anual de los trabajadores, un reconocimiento del largo y sufrido camino para el reconocimiento de derechos laborales luego de duras luchas sociales. Ni la jornada de ocho horas, el disfrute de la seguridad social o el derecho a organizarse, asuntos que hoy nos parecen de la más elemental justicia, fueron concesiones graciosas. Es cuestión de revisar periódicos viejos para recordar como muchos poderosos de épocas idas justificaban jornadas de quince horas y el trabajo infantil insalubre.

Enfoque

Ley de hierro de la política nacional: los gobiernos ticos pasan por fases definidas. Inician en la etapa inspiracional, la de los buenos propósitos y promesas de cambio. Esto se acaba en un visto y no visto. Comienza, pues, una segunda fase, también efímera pero más terrenal: la de la iniciativa política. Se definen un par de prioridades, se tuercen brazos para aprobarlas y todo el gabinete habla sobre lo mismo (tema varía según gobierno). Tercera etapa: el guevazo. Un movimiento social, la Sala IV, un escándalo, o todos los anteriores, descarrilan al Gobierno, que se queda con las manos vacías o con una victoria pírrica, que daña su capacidad de conducción.

Enfoque

Nunca pasa, pero pasa: no logré decidirme entre dos temas y, ni modo, esta columna trata ambos. Son asuntos insoslayables, uno en Venezuela y otro aquí, el país más feliz del mundo. Empiezo por Venezuela, donde se ha precipitado una crisis con implicaciones internacionales. La crisis nuestra, como cabía esperar, es chiquitica: el gallinero cocinándose en su salsa. Aun así, inquietante.

Lo sentimos, no se encontraron resultado sobre: Lo más leído

Foro

  • Hermana dolorosa

    Dicen jocosamente que Charles Darwin lo afirmó: “Todas las especies evolucionan, menos la humana, por supuesto”. En ese punto y tantos otros, sobrada razón tenía. Lo aplicaré a la mitad de la población mundial: más allá de regímenes políticos y económicos, las mujeres suelen seguir en desventaja respecto de los varones.

  • La Tierra bajo presiones insostenibles

    El Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés), presentó el décimo informe Planeta Vivo 2014, un esfuerzo que documenta y analiza el estado de la biodiversidad, la salud global de los ecosistemas, la demanda de recursos naturales de la humanidad y las perspectivas de revertir las tendencias actuales. El instrumento de análisis es el Índice Planeta Vivo (IPV), desarrollado por el Dr. Ben Collen y colaboradores del Instituto de Zoología de Londres.

  • Los defensores de los niños

    La reformadora social británica, Eglantyne Jebb, puntualizó alguna vez que el único lenguaje internacional que el mundo entiende es el llanto de un niño. Casi un siglo después de que Jebb fundara Save the Children, el Premio Nobel de la Paz del 2014 fue concedido a Malala Yousafzai, la activista de 17 años que, desde hace tiempo, lucha por el derecho de las niñas a la educación, y al oponente al trabajo infantil, Kailash Satyarthi. De este modo, el Comité del Premio Nobel recompensó la lucha mundial de los derechos civiles contra el tráfico de menores, el trabajo infantil, el matrimonio de menores y la discriminación de niñas.

  • La continuidad de los servicios esenciales

    La huelga es no solo un hecho, sino principalmente un derecho. Como tal debe estar regulado y reglamentado en forma razonable, y en esta materia la Sala Constitucional ha decantado un conjunto de principios relacionados con los servicios públicos, los cuales deben ser observados por cualquier tipo de ley que emita el Poder Legislativo.