30 mayo, 2013

Nueva York. EFE. Lo que anteayer fue motivo para conquistar máximos históricos ,lo fue ayer para la desbandada en Wall Street, que vivió un episodio de esquizofrenia mientras los inversores se debaten entre celebrar la recuperación económica de Estados Unidos o llorar el posible fin del dinero fácil de la FED.

El Dow Jones de Industriales, el índice de referencia del parqué, moderó las pérdidas superiores al punto porcentual que registró hacia el ecuador de la sesión, pero, aun así, se dejó un 0,69%. Borró así exactamente todo lo ganado durante el rali del martes, cuando se anotó su enésimo récord en lo que va del año, catapultado por los positivos datos sobre el mercado inmobiliario.

Etiquetado como: