Por: Ronny Rojas 12 septiembre, 2014

El concierto en el parque de la Libertad fue en agosto de 2012.
El concierto en el parque de la Libertad fue en agosto de 2012.

En agosto de 2012, para celebrar el Día Internacional de la Juventud, el Ministerio de Cultura realizó un concierto en el parque de la Libertad, en Desamparados al que asistieron poco más de 3.000 personas .

El entonces viceministro, Iván Rodríguez, pidió a las autoridades del inmueble contratar, de forma directa, la empresa Luz Art S. A. para la iluminación y el sonido de ese evento.

Durante casi una década, Luz Art ha trabajado con la banda Malpaís, a la que pertenece Rodríguez desde su fundación.

“ Para ese evento, se nos pidió contratar a Luz Art para todo lo relacionado con la iluminación, incluidas las estructuras para luces, y el sonido. La contratación la hizo el Parque pero el Viceministerio nos dio los fondos para el evento y nos dio las instrucciones de a quién contratar, tanto los grupos musicales como el soporte técnico (...) La solicitud para esto vino de forma personal, tanto del viceministro de Juventud como de la viceministra administrativa”, explicó Dora Sequeira Picado, directora ejecutiva de Parque de la Libertad.

Sequeira siguió las instrucciones y firmó el 14 de agosto del 2012 un contrato con Luz Art, S. A. por ¢2 millones.

¿Por qué el viceministro Rodríguez pidió la contratación directa con esa firma? No fue posible saberlo. No contestó las llamadas telefónicas y mensajes que La Nación le dejó.

El Parque de la Libertad ya había contratado a Luz Art una vez, en 2012, para el sonido e iluminación del espectáculo de inauguración del Centro de Tecnología y Artes Visuales.

También fue una contratación directa por ¢2,5 millones. Dora Sequeira explicó que se buscó a la empresa “por iniciativa propia de la institución”.

“ De todos es sabido que la empresa Luz Art S.A. es de las mejores para esta clase de eventos de primera categoría. Trabajan con altísima calidad. Nos pareció que era la mejor opción”, aseguró Sequeira.

La Nación solicitó copia del expediente foliado de dicha contratación, para conocer más sobre el criterio que pesó para buscar a Luz Art, pero el Parque de la Libertad solo entregó las copias de la orden de compra y las facturas de Luz Art.“En ese momento, la Fundación tenía un año de contar con presupuesto y menos de un año de contratar personal administrativo, por lo que estaba empezando a implementar su control interno. Si bien se cuenta con los respaldos contables que justifican el gasto, éstos no se comparan con los controles que actualmente se implementan en la Institución. Por eso la información no es quizás tan robusta como esperaba”, justificó Dora Sequeira, al explicar la inexistencia de otros documentos que respalden la compra.

Desde la oficina del viceministro Rodríguez también se tramitaron y supervisaron varias contrataciones del Ministerio de Cultura con Luz Art S. A.

Desde el alquiler de un toldo la compra de las graderías, la tarima y el techo del anfiteatro del Cenac hasta la producción técnica del evento del 40 aniversario del Ministerio, en el 2011. Todos fueron supervisados por el asesor del viceministro, Alesandro Tossati , según consta en los documentos de contratación revisados por este diario en las últimas semanas .