Archivo

Así no se vale

Actualizado el 04 de febrero de 2013 a las 12:00 am

Se lesionan los derechos fundamentales de los internos universitarios

Archivo

Así no se vale

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Una vez más, la Caja Costarricense del Seguro Social pretende cobrar a los estudiantes de las carreras de ciencias de la salud los internados médicos como si fueran “campos clínicos” y ha fijado un monto que a todas luces resulta injustificado, incoherente y desproporcionado.

Como todos sabemos, en el último año de las carreras de Medicina, Farmacia, Microbiología y otras carreras de la salud, los estudiantes llevan a cabo su práctica profesional en los hospitales de la CCSS, en este proceso se convierten en la mano derecha de quienes tienen bajo su responsabilidad estas funciones, pues la gran mayoría de las labores es asumida por estos jóvenes.

Tal es el trabajo que realizan que incluso, hasta hace muy poco, recibían una beca o estipendio por parte de la CCSS y justificado en la ley 6836 por las labores asistenciales que desempeñan los internos. Ahora resulta que no sólo les han eliminado este ingreso, sino que también pretenden cobrarles una suma irracional que va, según el tipo de carrera y bloque, desde ¢1.357.000,00 por mes hasta ¢3.497.863,00 por mes. Ni la universidad de Harvard cobra semejante monto.

Señores, ¿en qué cabeza cabe pensar que cientos de padres de familia, quienes ya de por sí realizan un sacrificio enorme para poder dar una educación privada a sus hijos, porque las universidades públicas tienen una cuota muy baja de admisión en estas carreras, tengan también que endeudarse o buscar recursos adicionales para poder hacer frente a este cobro irregular?

La Universidad de Ciencias Médicas, UCIMED, al igual que lo están haciendo otras universidades privadas, está recurriendo a los tribunales, una vez más, para restaurar la lesión que está infligiendo al ordenamiento jurídico y los derechos fundamentales de los internos universitarios, a la educación y al pago de la beca.

Recientemente, el Tribunal Contencioso-Administrativo resolvió suspender la aplicación del mencionado cobro mientras se analiza y resuelve definitivamente el litigio; de esta manera, y por el momento, la CCSS no podrá cobrarlo, pero no es justo tener en vela a cientos de estudiantes, padres de familia y a las propias universidades que hacen un gran esfuerzo cada día por dotar de profesionales de calidad a la salud costarricense.

PUBLICIDAD

Recordemos y aclaremos que no es lo mismo el internado universitario, reconocido por la ley como una actividad en donde los internos realizan labores asistenciales y los campos clínicos, por los cuales los estudiantes sí pagan a la CCSS durante su práctica clínica, previa al internado. Por estos campos clínicos siempre se ha pagado por parte de los estudiantes, pero ahora la CCSS tomó la decisión unilateral de eliminar el artículo 25 del Reglamento de Campos Clínicos, en donde se eximía a los internos del pago de campos clínicos, aduciendo una crisis financiera y otras excusas no válidas. Esto no se vale desde ningún punto de vista.

Cualquier médico de nuestro país sabe que en el internado los estudiantes realizan labores asistenciales (existen documentos donde se les indica a los internos, el número de procedimientos mínimos que tienen que realizar durante su rotación). No vengan a indicar ahora que no realizan labores asistenciales y por eso no quieren otorgar la beca y, peor aún, cobrarles.

Entendemos y queremos ser parte de la solución a la crisis que vive la CCSS, pero no es generando otra crisis como vamos a lograr que esta institución se recupere y vuelva a ser la institución orgullo de los costarricenses y responsable de los excelentes indicadores de salud que solíamos tener.

Es urgente que las autoridades de la CCSS recapaciten pues los estudiantes de las universidades privadas son también ciudadanos costarricenses, a quienes no se les debe afectar su derecho a la educación. Las puertas de nuestras universidades están abiertas para el diálogo y la negociación, busquemos de manera conjunta soluciones, pero no las impongamos de forma irracional.

  • Comparta este artículo
Archivo

Así no se vale

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota