Rector descartó expulsarlo del centro educativo

Por: Vanessa Loaiza N. 19 septiembre, 2012
 La resolución para suspender al estudiante fue adoptada ayer en la sede de Ucimed, en Sabana oeste.
La resolución para suspender al estudiante fue adoptada ayer en la sede de Ucimed, en Sabana oeste.

San José (Redacción). La Universidad de Ciencias Médicas (Ucimed) suspendió ayer durante seis meses al estudiante de Medicina de apellido Aguilar, que publicó fotografías de pacientes, mientras eran atendidos en el Hospital de Niños o el San Juan de Dios.

La sanción fue confirmada esta mañana por el abogado del estudiante, José Miguel Villalobos.

Según explicó, anoche le notificaron la resolución de la Universidad. La recomendación del órgano director rechazó la posibilidad de expulsar al estudiante y que se le suspendiera durante seis meses.

Esa recomendación fue acogida anoche por el decano de la Ucimed, Óscar Montero, explicó Villalobos.

“Tal vez por su inmadurez y su falta de experiencia el estudiante no dimensionó la gravedad y las consecuencias de sus actos cuando subió a la red social Twitter, las apreciaciones ofensivas hacia el Hospital Nacional de Niños” y agrega que “' el trato ofensivo para el Centro de Salud que le había abierto las puertas para que él realizará su internado rotatorio y las palabras vulgares que utilizó en sus comentarios no pueden dejarse pasar sin ser sancionados”, dice un comunicado enviado por la Universidad.

Aguilar, de 23 años, hizo una serie de publicaciones en su cuenta personal de Twitter a finales de agosto pasado, que generaron la molestia generalizada de la ciudadanía y de las autoridades de salud del país.

El 27 de agfosto pasado, mientras cumplía su guardia en el Hospital Nacional de Niños, Aguilar publicó: “Q caiga ese tsunami al hospital de niños pa q se acabe esta guardia del culo!!! No para de llegar gente!!!”

Además, se refirió a que los pacientes solo consultan por “tonteras”.

Esto provocó la petición de la Caja Costarricense del Seguro Social de expulsar a Aguilar de su internado en el Hospital infantil.

Según Villalobos, el estudiante tiene tres días hábiles para apelar el fallo de la Ucimed. Esa decisión podría tomarse esta noche.