Por: Esteban Mata Blanco 2 abril, 2013

Pasaron siete años de discusiones para que hoy temprano, en la sede de las Organización de las Naciones Unidas, en Nueva York, se abra la posibilidad de votación del Tratado sobre el Comercio de Armas, impulsado por Costa Rica.

La propuesta costarricense también cuenta con el apoyo de Australia, Finlandia, Japón, Kenia, México, Nueva Zelanda, Nigeria, Noruega y los Estados Unidos.

El embajador costarricense en las Naciones Unidas, Eduardo Ulibarri, se mostró optimista ante la posibilidad de que el acuerdo se vote hoy, durante la presentación del informe del texto que se discutió entre el 18 y el 28 de marzo.

Ulibarri dijo que es probable que hoy “se pueda adoptar el tratado; basta mayoría simple; sin embargo, estamos casi seguros de que va a ser una mayoría abrumadora”.

El Tratado sobre el Comercio de Armas es una iniciativa que se empezó a gestar siete años atrás y es la propuesta diplomática a la que el presente Gobierno le ha dado mayor continuidad.

El tratado consiste en un instrumento internacional que compromete a los países que lo suscriban a controlar la venta y compra de armas de fuego y municiones, explicó el canciller Enrique Castillo.

Actualmente no hay una regulación internacional sobre la compra y venta de armas de fuego, situación que genera preocupación ante la falta de controles que deriva en el mercado negro.

Sin embargo, el camino del tratado ha estado lleno de tropiezos.

La semana anterior, en la sesión de la tarde del 28 de marzo, Irán, Siria y Corea del Norte bloquearon su aprobación.

En julio del año pasado, en medio de la campaña electoral, fue la representación de Estados Unidos la que solicitó tiempo para analizar la propuesta. Para hoy, Ulibarri espera que sí se pueda votar.

Etiquetado como: