Por: Alberto Barrantes C. 15 junio, 2012

San José (Redacción).   El aula acomodada en filas donde un profesor está al frente es cuestión del pasado, el arquitecto Omar Quesada, propone utilizar las nuevas tecnologías para favorecer el proceso de enseñanza-aprendizaje.

La propuesta se basa en cambiar el sistema vertical y estructurado por espacios más libres en donde elementos como la pizarra no son exlusivos para el docente.

El arquitecto hizo una crítica hacia el sistema de educación formal dado que reprime la forma en cómo los estudiantes aprenden.

“Con el sueño de llegar a ser profesor algún día empecé a estudiar la pedagogía de cómo construir o de cómo generar una nueva construcción social del proceso de enseñanza. Los espacios educativos son como fábricas, la idea es cambiar ese esquema", dijo.

Omar Quesada actualmente trabaja en proyectos dedicados a crear espacios para mejorar el aprendizaje.

Etiquetado como: