Por: Michelle Soto 20 febrero, 2013

Sacar las clases de Ciencias a la playa mientras se realizan proyectos de voluntariado, es la propuesta que le hace el Ecology Project (EPI) a los jóvenes de todo el país.

Su idea es simple: los colegiales realizan un voluntariado en playa Pacuare, Matina, a favor de la conservación de tortugas verdes y baulas, mientras desarrollan un proyecto de investigación al respecto.

Al final del semestre, todos los proyectos se presentan en una feria donde se elige al ganador, que podrá viajar a Baja California, en México, para participar en programas de conservación ambiental.

“Lo realmente único del programa EPI es que reúne muchos elementos en una sola experiencia: los jóvenes se sensibilizan en conservación trabajando directamente con una especie en peligro de extinción, desarrollan competencias científicas por medio de nuestro currículo, que incluye la realización de múltiples investigaciones de campo, y finalmente desarrollan también liderazgo y responsabilidad apoyando con su trabajo voluntario, que a su vez es compatible con 30 horas del Servicio Comunitario Estudiantil que deben realizar”, comentó Miguel Fuentes, director de EPI para Costa Rica.

El periodo de inscripción está abierto hasta marzo y pueden participar estudiantes de noveno, décimo y undécimo años de colegios públicos y privados. Aunque la inscripción se paga, existen becas.

Para ello, se puede visitar el sitio www.epicr.org , llamar al 4000-2727 extensión 12, o escribir un correo electrónico a: mayela@ecologyproject.org