La reunificación de ABBA está cada vez más lejos

Últimas noticias


        
      Björn Ulvaeus, exintegrante de ABBA, participó activamente en la creación del museo dedicado al grupo sueco., incluso preside el consejo de administración. Foto: AFP
Björn Ulvaeus, exintegrante de ABBA, participó activamente en la creación del museo dedicado al grupo sueco., incluso preside el consejo de administración. Foto: AFP ampliar

San José (Redacción). El mítico cuarteto sueco ABBA de música pop ya no se reúne ni en las grandes ocasiones, como se palpó esta semana con la apertura de su nuevo museo en Estocolmo, Suecia.

Pese a que nadie pudo convencer a ABBA de que siguiera haciendo música juntos, el cuarteto es una leyenda viviente, un fenómeno de masas y es incontable la cantidad de seguidores que todavía registran alrededor del mundo.

Sin embargo, el lunes pasado, solo tres de los cuatro exmiembros del grupo estuvieron presentes en la fiesta de inauguración en el exterior del museo –en la isla de Djurgården, una de las 14 de que consta Estocolmo, Suecia– y que fue un auténtico acontecimiento social, al reunir a unas 700 personas, entre ellos muchos músicos suecos.

Su excantante y compositor, Björn Ulvaeus, fue quien le dio apertura al moderno recinto con un espectáculo de fuegos artificiales y asistió a una cena de gala, en compañía de otros integrantes, Anni-Frid Frida Lyngstad y Benny Andersson.

Pero la cantante principal, la rubia Agnetha Fältskog, brilló por su ausencia. No pudo acudir al estreno, ni a la presentación previa a la prensa.

La razón es que ella aclaró que no podía acudir porque está en Londres, Inglaterra, en plena promoción de “A”, su nuevo disco como solista y que saldrá a la venta en unos días, según la portavoz del museo, Lotta Balodis, y la declaración que dio Fältskog a la televisión pública sueca SVT.

Lo contradictorio es que ha sido la antigua integrante la que habitualmente se priva de acompañar a los músicos de la banda, con excepción de cuando fueron fotografiados dos veces, en el 2005 y 2008, con el lanzamiento en Estocolmo del musical y la película Mamma Mia!.

Pese a su fama de estar cansada de ABBA, Agnetha hoy anda diciendo que le encantaría que volvieran a reunirse para subir juntos a un escenario y cantar junto a Frida.

“¿Quizás un concierto de ABBA con fines caritativos? Yo, desde luego, no lo descartaría”, expresó la rubia la semana anterior al semanario alemán Zeitmagazin.

Es inevitable que, cuando se trate de algo relacionado a ABBA, se plantee a sus exmiembros el posible regreso de la banda. Incluso, un corredor de apuestas británico aceptó en abril apuestas sobre la vuelta de ABBA después de que su exposa, Agnetha, dejara caer la posibilidad de su reunión.

Pero Björn, ahora un abuelo de 68 años, rechazó el lunes que la inauguración pudiera coincidir con un reencuentro de la banda. Lo hizo en la presentación del museo a la prensa.

“Como todos saben, nunca nos hemos reunido. Así que quiero aprovechar esta oportunidad para decir que no vamos a hacerlo ahora tampoco. Cierro la puerta. No habrá reunificación”, subrayó el vocalista tajantemente.

“Somos el único grupo de esa categoría que jamás se ha reunido. Creo que eso es fenomenal”, insistió.

Antecedente. ABBA rechazó en el 2000 una oferta de $1.000 millones, para una gira de 100 conciertos.

“Es un punto fuerte nuestro que la gente nos recuerde como jóvenes ambiciosos y llenos de energía en los 70, y no como viejos debilitados que se sienten obligados a levantarse y cantar todo el tiempo”, agregó Björn.

Los cuatro miembros han participado, cada uno a su manera, en la puesta al día del museo, pero Björn es el único que participó activamente en su creación, incluso preside el consejo de administración y es el responsable del plan de negocio.

“Era escéptico con la idea de convertirme en un objeto en un museo antes de mi muerte, pero ahora entiendo que juntos hemos creado mucho y que se trata de un cuento de la Cenicienta que merece la pena ser contado. Me he dicho: quién mejor que yo para hacer esto”, manifestó Björn en octubre, durante el anuncio inicial sobre el recinto.

Los dos varones del grupo siguen, sin embargo, trabajando juntos con frecuencia (su última canción fue Story of a Heart, publicada en el 2009) y compusieron el himno del Festival de Eurovisión 2013, que se celebrará del 14 al 18 de mayo en Malmö, Suecia.

We write the Story, como se titula la canción de Björn y Benny, cuenta también con arreglos del productor y Dj sueco, Avicii, y será interpretada por primera vez en director el 18 de mayo, el día de la gran final de Eurovisión.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: La reunificación de ABBA está cada vez más lejos