4 mayo, 2013

Bruselas EFE La recesión de la economía de la zona euro en 2013 es peor de la esperada, según los datos difundidos ayer por la Comisión Europea (CE), que pronostica una contracción del producto interno bruto (PIB) del 0,4% para este año y traslada un pronóstico para el 2014 de una mejora del 1,2%.

Los altos niveles de desempleo y los déficit excesivos en algunos de los Estados miembros clave para la eurozona, centran buena parte de las preocupaciones del vicepresidente de la CE y responsable de Asuntos Económicos y Monetarios, Olli Rehn, quien de nuevo recomendó “intensificar las reformas estructurales para desbloquear el crecimiento en Europa” .

Hace poco más de dos meses, Bruselas pronosticó que la economía de los 27 miembros de la eurozona, en su tercer año de recesión, se contraería el 0,3% en 2013, y que el PIB de 2014 sería del 1,4%.

Para el conjunto de la Unión Europea (UE) este año se prevé una contracción del 0,1% y una expansión del 1,4% del PIB para 2014.

Dieciséis de los 27 socios de la UE tendrán este año un crecimiento positivo, mientras que únicamente siete de los 17 que comparten el euro verán progresar su actividad económica.

“El desempleo es insoportablemente alto ” , dijo Rehn, que subrayó que todas las instituciones comunitarias tienen que contribuir para reducirlo, y recomendó a los países en los que ese indicador es alto como España y Grecia, que “afronten sus propios desafíos” .