Mandataria escogería una especie nativa del país y el obsequio lo haría en la ceremonia de entronización del Pontífice

Por: Alexandra Araya M., Esteban Mata Blanco 15 marzo, 2013

San José (Redacción). La presidenta, Laura Chinchilla, quiere regalarle al papa Francisco un árbol que pueda seguir desde el Vaticano por medio de un sistema satelital.

Así lo afirmó la mandataria la tarde de hoy en la Expomóvil, en San Antonio de Belén.

Chinchilla declaró que el obsequio crecería en Costa Rica y que el Sumo Pontífice lo podría revisar a distancia para ver su desarrollo.

“Lo más probable reconociendo la austeridad que le ha caracterizado durante su sacerdocio, es que le regalemos un árbol ” , afirmó.

“El arbolito se le daría a través de un sistema de georeferencia (satelital) para que él pueda ir monitoreando el crecimiento”, pues estaría sembrado en Costa Rica, explicó.

“Procuraremos que la especie del árbol represente en mucho los valores que también él va a representar para la iglesia católica de robustez, de fuerza y de proyectar una sombra acogedora” , expresó Chinchilla.

La mandataria asistirá el martes a la entronización del papa Francisco en el Vaticano, acompañada por la ministra de Economía, Mayi Antillón, dijo el ministro de Comunicación, Francisco Chacón.

“Vamos a tener que madrugar el lunes para ver si llegamos a tiempo a la ceremonia de entronización de su santidad el papa Francisco, sin dejar de lado lo que para este Gobierno y todo el país ha sido muy importante la clausura de los juegos Centroamericanos”. Colaboró el periodista Óscar Rodríguez

Etiquetado como: