Por: Ronny Rojas 2 junio, 2013

San José (Redacción). Tras dejar el fútbol profesional en el 2011, la vida de Rolando Fonseca Jiménez ha estado marcada por una dinámica actividad económica.

El pasado 24 de mayo la Fiscalía contra el Crimen Organizado allanó la residencia del exdelantero como parte de una investigación por posible lavado de dinero.

Durante el último año Fonseca ha llegado a pagar más de $200 mil por un solo vehículo y se mudó a una nueva casa en Valle del Sol, Santa Ana.

Sin embargo, también es común que él y su esposa pidan dinero prestado a cortos plazos y a cambio empeñan algunos de sus bienes.

Lea mañana en La Nación un reportaje que recoge la actividad empresarial de Fonseca desde que dejó las canchas y  repasa su vida llena de proyectos y sueños.