Por: Mercedes Agüero 4 junio, 2012

San José (Redacción).  El aspirante presidencial y alcalde de San José, Johnny Araya Monge, manifestó que su contrincante Rodrigo Arias no tiene autoridad moral para sugerir ahorros en la convención liberacionista, pues está gastando millones en publicidad.

Así contestó Araya ante la consulta de si apoya la propuesta del exministro de la Presidencia para adelantar la convención para finales de enero o principios de febrero próximo con el fin de unirla con las elecciones distritales y reducir los costos de esos procesos electorales.

Usualmente la elección interna del PLN para escoger al candidato presidencial se  hace en junio del año anterior a las elecciones nacionales.

“Me parece muy extraño que diga ahorrar recursos el candidato que está gastando más dinero. Nos está hablando de ahorrar quien gasta millones y millones en una campaña adelantada. Pierde autoridad moral para hacer una recomendación de ahorrar dinero quien está en esta derrochando sumas millonarias en publicidad en un momento absolutamente inconveniente, inoportuno”, manifestó Araya.

El alcalde josefino se reunió esta mañana con los miembros del Comité Ejecutivo del Partido Liberación Nacional (PLN) en la casa de su presidente, Bernal Jiménez en Los Yoses.

Entre lo que resta del día el Comité se reunirá con los restantes precandidatos. A las 3:00 p.m. le tocará el turno a Rodrigo Arias y a las 5:00 p.m. a Fernando Berrocal. Mientras que mañana a las 9:00 a.m. se reunirá con Antonio Alvarez Desanti.

Jiménez dijo que no darán declaraciones a la prensa hasta mañana cuando termine la ronda de consultas con los aspirantes.

El sábado en un mitin político Rodrigo Arias reiteró su intención para adelantar en seis meses la convención verdiblanca para ahorrar recursos.

Según Araya, la medida podría ser muy nociva para el actual gobierno.

“Estoy en total desacuerdo en que se cambien las fechas de la convención (...) Me parece que para el gobierno que en este momento tiene el país, el de doña Laura Chinchilla, que es un gobierno de Liberación Nacional es una manera de obstaculizar el trabajo del Gobierno, una forma de meterle ruido, de restar el ambiente propicio para que se puedan lograr algunos acuerdos”, manifestó.