Son híbridas; es decir, uno de sus padres era de la especie C. abingdoni

Por: Michelle Soto 23 noviembre, 2012
 Con la muerte de George, se creyó que la especie se había extinguido. | EFE.
Con la muerte de George, se creyó que la especie se había extinguido. | EFE.

Tras una serie de análisis genéticos, un estudio de la Universidad de Yale y el Parque Nacional Galápagos (PNG) reveló la existencia de 17 tortugas cuyo ADN guarda similitud con Chelonoidis abingdoni , especie nativa de la isla Pinta y a la que pertenecía el Solitario George.

Así lo dieron a conocer, a través de boletines, tanto la Universidad de Yale como la Dirección del PNG. El artículo científico será publicado próximamente en la revista Biological Conservation .

Los investigadores tomaron muestras genéticas de 1.600 tortugas gigantes en las cercanías del volcán Wolf, en el 2008, y se dieron cuenta de que 17 eran híbridas, por lo que algunas podrían ser descendientes de Chelonoidis abingdoni .

“El estudio identificó nueve hembras, tres machos y cinco jóvenes con genes de la especie de tortugas de la isla Pinta”, dijo el PNG.

“Nuestra meta es volver esta primavera a buscar sobrevivientes de la especie y recolectar muestras de híbridos”, destacó Adalgisa Gisella Caccone, líder del equipo de investigadores de Yale.

“Este descubrimiento reviste gran importancia en términos de la restauración ecológica de la isla Pinta, pues a través de la reproducción y crianza en cautiverio de tortugas con genes de esa isla, en el futuro se podría no solo restaurar la integridad ecológica de la isla, sino el linaje de tortugas de Pinta”, manifestó el PNG.

Con la muerte del Solitario George en junio, se consideró que la especie se había extinguido, dado que era el último ejemplar.