Por: Patricia Leitón 20 octubre, 2012

El ministro de Hacienda, Édgar Ayales, y el viceministro Juan Carlos Pacheco, enfatizaron ayer que de ahora en adelante la información sobre la venta de bonos que realizará el país en el exterior será limitada, pues están sujetos a las reglas de la SEC (Securities and Exchange Commission) en Estados Unidos, que es como la superintendencia de valores de ese país.

La razón es que desde el jueves en la noche quedaron adjudicados los bancos Deutsche Bank y Citigroup como los líderes que llevarán adelante la emisión.

Las autoridades solo señalaron que se mantiene el monto previsto de entre $500 y $1.000 millones, que es el monto máximo por año que permite la ley.