Por: Esteban Mata Blanco 2 octubre, 2012

San José (Redacción). El plenario legislativo aprobó esta noche una serie de reformas a la ley de vida silvestre, que prohíbe la cacería deportiva en el país entre otros alcances.

El plan de ley recibió el apoyo de 41 diputados, solo cinco libertarios se opusieron.

La norma establece una serie de aclaraciones respecto de las potestades de Sistema Nacional de Áreas de Conservación (Sinac).

El proyecto permite la cacería de animales solo cuando se trate de investigación científica, subsistencia y control de especies.

La propuesta llegó al Congreso mediante el sistema de iniciativa popular, con el apoyo de 177.000 ciudadanos impulsados por la organización no gubernamental Apreflofas.

El plan de ley aún necesita de una votación en segundo debate y de la firma de la presidenta de la República, Laura Chinchilla.

El hecho de que fuera un plan discutido mediante la Ley de Iniciativa Popular, el proyecto contó con un plazo de dos años para votarse. Esto hizo que los legisladores lo votaran anoche de forma obligada.

El diputado jefe del Movimiento Libertario Carlos Góngora, advirtió que su bancada tenía listas más mociones, pero afirmó que no las presentaron porque ya no había tiempo.

Góngora agregó que es un “apasionado de la paz” y que no recibió paga de ningún tipo de los grupos que apoyan la cacería para oponerse al proyecto.