Por: Diego Ureña S., Ángela Ávalos 27 marzo, 2013

San José (Redacción). “Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí”, versa el cuento más corto de la historia, escrito por Augusto Monterroso .

Sin embargo, el relato fue “reescrito” en Australia, pues, unos ladrones hurtaron un dinosaurio

Increíblemente unos delincuentes ingresaron al Museo Nacional de Dinosaurios de Gold Greek, para llevarse un Utahraptor, un dinosaurio terópodo dromeosáurido de grandes dimensiones y depredador consumado.

La pieza tiene 1,6 metros de alto, tres metros de largo y su costo ronda los $2.400. Se encontraba en el exterior del museo cuando desapareció del museo de Canberra.

“Es bastante pesada y aparatosa. Se necesita más de una persona para cargarla”, señaló Ben Wardle, funcionario del museo, quien cuando dio declaraciones a la policía, probablemente argumentó: “Cuando llegué, el dinosaurio ya no estaba allí”.

Etiquetado como: