25 enero, 2013

Nueva York. EFE El Dow Jones de Industriales encadenó ayer cuatro jornadas consecutivas a su nivel más alto desde el 2007, pese al descenso del sector tecnológico tras el derrumbe de Apple, por lo que tan solo 300 puntos separan al índice de referencia de Wall Street de su máximo histórico.

No corrió la misma suerte el índice compuesto del mercado tecnológico Nasdaq, que cerró con un descenso del 0,74%.

El culpable fue el gigante tecnológico Apple, que sufrió su peor jornada en cuatro años el mismo día en que se cumplen 29 años desde que el cofundador de la compañía, Steve Jobs, presentase el primer ordenador Macintosh.

Etiquetado como: