Mientras tanto destinan ¢4.000 millones para edificio actual

Por: Hugo Solano 9 mayo, 2013

San José (Redacción). Miles de Puntarenenses que añoran las facilidades y servicios que recibían en el Hospital Monseñor Sanabria de Puntarenas, antes del terremoto de Nicoya, acaecido el 5 de setiembre del 2012, deberán esperar para contar con un nuevo centro médico.

La junta directiva de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), acordó darle prioridad a la construcción del nuevo hospital de Puntarenas, sin embargo apenas se está en la fase de los estudios técnicos necesarios para llevar adelante la obra y aún está pendiente el traspaso de los nuevos terrenos por parte del Consejo Nacional de Producción y el ministerio de Hacienda.

Un comunicado de prensa de la CCSS informa que, mientras tanto, la junta directiva aprobó una inversión de unos ¢4.000 millones ($8 millones) en obras que garanticen las condiciones de seguridad y estabilidad en el actual inmueble, ubicado en El Roble.

Dentro de esas se encuentra la demolición de siete pisos de una de las torres del centro médico, la cual resultó dañada durante el terremoto así como la remodelación de varios sectores, lo cual permitirá al centro médico mantener los servicios médicos en condiciones adecuadas.

Según informó la arquitecta Gabriela Murillo Jenkins, gerente de infraestructura de la CCSS, en estos momentos se encuentra en su fase final el traspaso a la CCSS del terreno donde se levantará el nuevo centro médico.

Añadió que están avanzados los trámites para el financiamiento del nuevo hospital por medio del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) al que ya entregaron los estudios financieros.

De acuerdo con el ingeniero Jorge Granados Soto, director de Arquitectura e Ingeniería de la CCSS el costo total de la obra se estima en ¢1.500 millones y su construcción estará a cargo de la empresa Estructuras S.A.

El hospital Monseñor Sanabria posee una población adscrita en forma directa de 256.000 personas y una indirecta de 260.000.