Por: Alexánder Sánchez 28 septiembre, 2016
Uno de los tuits en que Alicia Machado agradece la intervención de Clinton en el debate presidencial y anuncia su apoyo a la demócrata. Archivo
Uno de los tuits en que Alicia Machado agradece la intervención de Clinton en el debate presidencial y anuncia su apoyo a la demócrata. Archivo

Cuando nadie se lo esperaba, el nombre de Alicia Machado irrumpió en la velada y Donald Trump se quedó helado.

Hillary Clinton, en una jugada maestra de último momento, utilizó el debate presidencial estadounidense para evocar un episodio más que oscuro entre la Miss Universo y el candidato republicano.

Lo hizo ante más de 100 millones de espectadores y sus palabras sacaron chispas. “Una de las peores cosas que ha dicho sobre una mujer fue en un concurso de belleza: la llamó ‘Miss Piggy’ (cerdita) y “Miss Housekeeping’ (Miss ama de casa) por ser latina”, aseguró la postulante demócrata.

Mientras Clinton decía esto, Trump, muy confundido, solo atinaba a decir: “nunca dije eso”, “de dónde sacó eso”.

Clinton no hizo caso y continuó: “Esa mujer tiene nombre, se llama Alicia Machado y ahora es ciudadana estadounidense. Y puedes apostar qué va a votar en noviembre”.

El gran zarpazo –que podría ayudar en la conquista del voto latino y femenino de EE. UU.– fue dado con astucia. Solo faltaba por ver cómo reaccionaba Trump, luego de saber a quien se refería Clinton.

No dijo nada de Machado en el debate, pero sí habló de la venezolana al día siguiente en el programa Fox & Friends . Allí, el candidato republicano aseguró que Machado “fue la peor Miss Universo” que haya tenido el concurso y agregó que “había ganado una cantidad masiva de peso”. “Fue un problema real”, agregó el candidato, añadiendo en tono irónico que Clinton “encontró a la chica y ahora la trata como si fuera la Madre Teresa”.

Machado, quien fue coronada en 1996, fue la primer Miss Universo con la que trató Trump, pues en ese año el magnate había comprado los derechos del concurso.

Señalada por su peso, Machado casi pierde la corona en un escándalo que la hizo revelar varios altercados con Trump. “Me decía Piggy y máquina de comer”, ha asegurado la actriz.

Además, Machado no ha tenido pelos en la lengua para llamar a Trump “acosador y racista”.

En una entrevista, Machado recordó el episodio en que Trump llamó a los medios de prensa para que la vieran ejercitándose.

“Yo no sabía que los periodistas iban a estar ahí. Entonces, le dije que no lo quería hacer, que me daba mucha vergüenza pero él me respondió: ‘No me importa, yo te estoy pagando a ti por esto’”, aseguró.

En la actualidad, Machado ha dicho públicamente que apoyará a Clinton en su lucha por la presidencia. De hecho, por medio de un tuit, la exreina de belleza agradeció a la demócrata lo que hizo en el debate.

‘Metida de pata’. Tratando de sacudirse de la polémica, en el debate Trump también habló sobre la comediante Rosie O’Donnell, a quien el republicano ha llamado “cerdo” y “animal desagradable”.

“Le he dicho cosas muy fuertes. Creo que todo el mundo está de acuerdo conmigo en que se las merece y nadie se siente mal por ella”, dijo Trump en una dura arremetida.

Ante tales palabras, O’Donnell no se ha pronunciado, pero Madonna salió en su defensa.

“Si te metes con Rosie te metes conmigo. La crueldad nunca hizo a nadie ganador”, tuiteó la cantante.

Etiquetado como: