24 febrero, 2013

Cabe la vida entera en un sonetoempezado con lánguido descuido,y, apenas iniciado, ha transcurridola infancia, imagen del primer cuarteto.

Llega la juventud con el secretode la vida, que pasa inadvertido,y que se va también, que ya se ha ido,antes de entrar en el primer terceto.

Maduros, a mirar a ayer tornamosañorantes y, ansiosos, a mañana,y así el primer terceto malgastamos.

Y cuando en el terceto último entramos,es para ver con experiencia vanaque se acaba el soneto... y que nos vamos.

Manuel Machado (1874-1947)

Etiquetado como: