24 julio, 2012

Bogotá. AFP. El alcalde de Bogotá, el exguerrillero Gustavo Petro, enfrentará hoy, ante el Consejo de Estado, una demanda judicial que podría hacerle perder el cargo, más de 20 años después de haberse desmovilizado y de haber iniciado una actividad política legal.

“El alcalde estará presente en la audiencia ante el Consejo de Estado. No va a hacer declaraciones sobre el tema hoy (ayer)”, dijo Jorge Fontanilla, vocero de la Alcaldía.

Petro, de 52 años, enfrenta una demanda para inhabilitarlo de ejercer cargos públicos, con base en una condena judicial en su contra de sus tiempos de guerrillero.

El 1.° de enero pasado, Petro asumió el segundo puesto político en importancia de Colombia , país aquejado por un conflicto armado de medio siglo, ilustrando con ello el impacto político que puede llegar a tener un guerrillero que se benefició de una amnistía.

Desde la desmovilización en 1990 de la guerrilla nacionalista de izquierda Movimiento 19 de Abril (M-19), de la que fue militante, se desempeñó como diputado y senador en varias ocasiones, y fue candidato a la presidencia en 2010.

El caso es inédito para la Justicia, pues se trata de una demanda de pérdida de investidura como congresista, cargo que dejó de ejercer hace dos años, dijo el jurista José Gregorio Hernández.

Etiquetado como: