| Nueva ley de tránsito autoriza cobro por atención médica de accidentes

Seguro obligatorio de autos incorpora pagos a la Caja

A la fecha, la Caja asume gastos cuando se acaban recursos de la póliza

Ayer se publicaron las tarifas del INS que tendrán vigencia durante el 2013

Últimas noticias


        
        
      Ahora el INS deberá incorporar en la tarifa del SOA el costo de atención  de accidentes por la CCSS. | ARCHIVO
Ahora el INS deberá incorporar en la tarifa del SOA el costo de atención de accidentes por la CCSS. | ARCHIVO ampliar

Con la entrada en vigencia de la nueva ley de tránsito, el gasto que hace la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) en la atención de personas lesionadas en accidentes podrá ser compensado por medio del seguro obligatorio de automóviles (SOA).

Esta póliza cubre los gastos médicos y pago a las víctimas por incapacidad total o permanente. También incluye otros gastos originados en un accidente de tránsito y la indemnización a los beneficiarios, en caso de muerte.

La nueva ley permite a la Caja solicitar que sus costos puedan ser incorporados al cálculo de la póliza. Esto, a su vez, podría impactar el costo futuro del marchamo, pues deberá cubrir la totalidad del monto.

“La CCSS tendrá prioridad en el pago de las prestaciones en dinero y de los servicios médicos, incluidos los servicios médicos prestados en la atención inmediata del accidente”, señala la ley.

El SOA es el segundo componente en importancia del marchamo, el cual, además, lo constituyen los impuestos a la propiedad del vehículo, impuesto del Consejo de Seguridad Vial (Cosevi), municipalidades y timbre de fauna silvestre, entre otros.

Monto millonario. Durante el 2011, la atención médica de accidentes en carretera le costó a la CCSS un total de ¢9.019 millones. De ese monto, el seguro obligatorio de automóviles (SOA) solo cubrió ¢2.744 millones.

“De la diferencia de ¢6.275 millones, se estima que al menos un 80% obedeció a que se había agotado la póliza conforme lo regulaba la ley anterior”, manifestó Wven Porras, jefe de Gestión de Riesgos Excluidos.

Lo mismo sucedió en el 2012, cuando la Caja debió recuperar unos ¢4.000 millones.

Hasta la fecha, la cobertura de gastos por accidente es por un máximo de ¢6 millones por cada persona atendida en el caso de la mayoría de vehículos, y de ¢3,5 millones cuando se trata de una cobertura especial para motocicletas.

Cuando el tratamiento superaba ese monto con la ley anterior, los gastos debían ser asumidos por el Instituto Nacional de Seguros (INS) y por la CCSS.

No obstante, desde inicios de este año, la Caja envía mensualmente al INS la facturación por los casos que se deriven del SOA.

“El monto en que se acrecentarán los ingresos a partir de la entrada en vigencia de la nueva ley de tránsito está supeditado a la prontitud con que la Caja realice los cambios que a lo interno necesita para lograr una identificación más oportuna de los casos y, en consecuencia, un cobro más efectivo”, comentó Porras.

Costo del 2013. El cálculo actuarial del INS, revisado por Sugese, prevé que el próximo año el costo de atender los accidentes de tránsito ascienda a ¢23.000 millones.

Este monto se distribuye entre todos los vehículos registrados, de acuerdo con el grado de siniestralidad (cantidad de accidentes) y se establece como una tarifa.

Ayer, la Superintendencia General de Seguros (Sugese) publicó las tarifas autorizadas para el 2013.

Los vehículos particulares pagarán ¢17.374 y las motocicletas ¢78.147. Los automotores de carga liviana y pesada pagarán ¢13.659 y ¢17.505, respectivamente.

En el rubro de transporte público, los buses pagarán ¢80.399 y los taxis ¢63.149.

Todas esas tarifas corresponden a una cobertura de ¢6 millones. Los motociclistas que quieran una cobertura menor (¢3,5 millones) deberán pagar ¢60.713.

El jueves pasado, el INS afirmó que el cobro del marchamo 2013 podría comenzar el próximo lunes. Empero, la entidad eludió confirmarlo a la prensa ayer.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: Seguro obligatorio de autos incorpora pagos a la Caja