Archivo

Documentos diplomáticos de EE. UU. se revelarán a partir de mañana

‘La Nación’ publicará cables de WikiLeaks sobre Costa Rica

Actualizado el 01 de marzo de 2011 a las 12:00 am

Reportes revelan detalles sobre TLC, relación con China y elecciones locales

Informes cubren hechos y personajes políticos entre el 2004 y el 2010

Archivo

‘La Nación’ publicará cables de WikiLeaks sobre Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

A partir de mañana, La Nación empezará a publicar una serie de reportajes y los documentos completos obtenidos por la organización WikiLeaks de comunicaciones diplomáticas estadounidenses sobre Costa Rica.

Un memorando de entendimiento suscrito entre La Nación y WikiLeaks, el martes 15 de febrero en Londres, Inglaterra, permitió a este diario obtener 827 cables diplomáticos en los que se plasman informes de los funcionarios estadounidenses sobre Costa Rica, redactados entre diciembre del 2004 y febrero del 2010.

Los cables revelan detalles sobre temas como el Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, Centroamérica y Dominicana (TLC), el establecimiento de relaciones diplomáticas entre Costa Rica y China (junio, 2007), las elecciones presidenciales del 2006 y el 2010, y la cooperación en asuntos de seguridad y narco.

La Nación es el primer medio de comunicación centroamericano en suscribir un acuerdo con WikiLeaks, organización fundada en el 2006 por el australiano Julian Assange para recibir y difundir en su página web información confidencial de interés público.

El acuerdo. Luego de varias comunicaciones con el equipo de WikiLeaks, esta periodista viajó a Londres para entrevistarse con el número dos de la organización, el periodista islandés Kristinn Hrafnsson, el 15 de febrero.

El acuerdo de tres páginas compromete a este diario a examinar la totalidad de los cables sobre Costa Rica.

De los 827 cables, 424 están categorizados como desclasificados, 242 como desclasificados pero restringidos para enviarse a otras sedes diplomáticas, 142 son confidenciales, cinco más son confidenciales pero restringidos para otras sedes, ocho están catalogados como “secreto” y seis son “secreto” pero restringidos para otras sedes.

La mayoría de los cables, 764, fueron enviados desde la sede diplomática de Estados Unidos en Costa Rica. El resto (63) se redactaron en otras embajadas y se refieren a Costa Rica o informan sobre hechos internacionales a los miembros de la misión diplomática acá.

Grandes temas. A partir de mañana, La Nación publicará reportajes sobre los temas tratados en los reportes. Los cables completos se liberarán, paulatinamente, en nuestro sitio web. Mañana se informará sobre las comunicaciones en torno a la discusión y aprobación del TLC, en el referendo de octubre del 2007, para un total de 139 cables.

Previo a elecciones, en 2006 y 2010, abundan reportes con perfiles de los candidatos a la presidencia.

PUBLICIDAD

Los textos descargan críticas contra el expresidente Abel Pacheco (2002-2006), a quien dibujaban como un gobernante con un “liderazgo débil” y “temeroso”. De Óscar Arias (2006-2010), destacan su “famosa arrogancia”.

A Laura Chinchilla, hoy presidenta, se le percibe como una “inteligente y competente tecnócrata”.

Enterada ayer por La Nación sobre el acceso que hubo a los cables de WikiLeaks, la Embajada de EE. UU. emitió una declaración en la que, en parte, dijo: “El Departamento de Estado no hace comentarios sobre materiales, incluyendo documentos clasificados, que se hayan podido filtrar”.

Agregó que “los cables reflejan el análisis del día a día y francas valoraciones que alimentan las deliberaciones de las relaciones exteriores de los Gobiernos. Estos cables son, a menudo, expresiones preliminares e incompletas de la política exterior. Su intención no es y no debe percibirse como finales o como que representen la política estadounidense”.

Visión del país. Los norteamericanos se refieren a Costa Rica como una “democracia disfuncional”, “hiperlegalista” y con debilidades institucionales que le permiten a Estados Unidos ejercer su “soft-power” (poder que se ejerce sin utilizar la fuerza) para orientar al país en temas como seguridad y la lucha contra el narcotráfico.

“La dependencia de la ayuda del Gobierno estadounidense en seguridad da algo de apalancamiento para acicatear aún más al Gobierno de Costa Rica. Eventualmente, podría moldear una efectiva fuerza de seguridad no militar, capaz de lidiar con actividad criminal transnacional y con la violencia criminal en el país”, señaló un reporte.

Infidencias y análisis. Los cables dejan ver el recelo y la preocupación que generaron los cambios en política exterior efectuados por Arias con China.

También hay reportes de una investigación de la Embajada, previo a la decisión de Arias de restablecer lazos con Cuba (2008).

Los cables reflejan que la Embajada contaba con una diversidad de fuentes en Gobierno, oposición, sector privado y sindicatos.

La mayoría de relatos, suscritos por los embajadores, se construyen a partir de notas de funcionarios de asuntos políticos (en los cables se les identifica como PolOff, acrónimo de “Political Officer”) o encargados de asuntos económicos (EconOff, por Economic Officer).

Ricos en detalles estadísticos e históricos, los cables permiten reconstruir las percepciones diplomáticas sobre el país durante poco más de cinco años.

  • Comparta este artículo
Archivo

‘La Nación’ publicará cables de WikiLeaks sobre Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota