Archivo

Librero

Miradas sobrela pobreza

Actualizado el 02 de diciembre de 2012 a las 12:00 am

Archivo

Miradas sobrela pobreza

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Miradas sobrela pobreza - 1
ampliar
Miradas sobrela pobreza - 1

ivan.molina@ucr.ac.cr

Entre fines del 2010 e inicios del 2011, el Instituto de Investigaciones en Ciencias Económicas de la Universidad de Costa Rica publicó un importante estudio en dos volúmenes: La pobreza en Costa Rica .

Dividida en cuatro secciones que agrupan 24 capítulos, esta obra, de más de 1.200 páginas, se constituye en el principal esfuerzo realizado en el país por caracterizar y analizar diversos aspectos relacionados con el fenómeno que da título al libro.

La primera sección se dedica al análisis de los aspectos conceptuales y metodológicos relacionados con la pobreza; la segunda, a sus características (en particular, a sus determinantes y sus variaciones según espacios urbanos y rurales); la tercera, a su vinculación con el ciclo de vida y a cómo afecta a grupos específicos de población (sobre todo, mujeres, inmigrantes, niños y adultos mayores); la cuarta, a las políticas públicas puestas en práctica para enfrentarla.

De los 24 capítulos, 13 fueron escritos por el economista Juan Diego Trejos Solórzano (quien es también el compilador de la obra), 7 por él y otras personas, y los 4 restantes por otros académicos.

Entre los demás participantes aparecen Adrián Rodríguez, Pablo Sauma, Nancy Montiel, Luis Oviedo, Alexander Hoffmaister, Floribel Méndez, Jorge Barquero, Juliana Martínez, Mitchell Seligson, Marvin Taylor y María Inés Sáenz. Entre los autores prevalecen los economistas (7), seguidos por los sociólogos (2), los estadísticos (2) y los politólogos (1).

Así, el libro recopila las importantes contribuciones que, ya sea de manera individual o colaborativamente, Trejos Solórzano ha hecho al conocimiento de la pobreza en Costa Rica en los últimos treinta años.

El solo hecho de reunir, en estos dos volúmenes, materiales que estaban dispersos por haber circulado originalmente como capítulos de libros, artículos de revistas académicas y avances de investigación, es de por sí un aporte significativo ya que facilita su acceso y consulta.

Igualmente, cabe destacar la preocupación de Trejos Solórzano por considerar, con el debido cuidado, los alcances y las limitaciones de las fuentes consultadas y por explicar la metodología con la que se procesaron los datos. No menos importante, en cada uno de los capítulos resulta evidente el esfuerzo de los autores por ser precisos y exhaustivos en el análisis de los problemas tratados, que, en general, se concentran en el período 1980-2005.

PUBLICIDAD

Ciertamente, el libro no carece de algunas debilidades. Para empezar, con excepción del largo capítulo 18 (uno de los mejores de la obra), escrito por Trejos Solórzano, Juliana Martínez y Mitchell Seligson, está ausente una amplia perspectiva histórica de los temas analizados, y el diálogo con especialistas de otras ciencias sociales es bastante limitado. Esto es especialmente claro en los capítulos 14 y 15, que examinan la relación que hay entre pobreza, mujeres e inmigrantes (sobre todo nicaraguenses).

En términos formales, el volumen II repite innecesariamente la “Presentación” y la “Introducción” del volumen I, así como los datos de algunos autores; además, hay algunos errores de digitación.

Por tanto, sería deseable que, en una nueva edición, esos problemas fueran corregidos y que la obra, en razón de su importancia, fuese publicada por una editorial académica que le asegure una distribución más amplia que la actual.

Asimismo, convendría que Trejos Solórzano añada una conclusión que, de manera sintética, integre los hallazgos principales de los distintos capítulos. Finalmente, un índice de nombres y lugares sería de extraordinaria utilidad tanto para el público en general como para los lectores especializados.

Perspectiva histórica, diálogo con estudiosos de otras disciplinas y síntesis fueron tres características que distinguieron al más imaginativo economista que tuvo Costa Rica en siglo XX: Rodrigo Facio.

Su enfoque puede ser combinado con las tendencias actuales que promueven una especialización creciente del quehacer académico, y debe ser recuperado por algunos de los más talentosos y productivos investigadores costarricenses que se dedican a las ciencias económicas.

  • Comparta este artículo
Archivo

Miradas sobrela pobreza

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota