Archivo

‘Kat y yo somos prácticamente una familia’

Actualizado el 11 de noviembre de 2012 a las 12:00 am

Con mucha simpatía y risas, la actriz Beth Behrs conversó con Teleguía acerca de su personaje Caroline en la exitosa serie 2 Broke Girls. También repasó la relación que tiene con su coprotagonista.

Archivo

‘Kat y yo somos prácticamente una familia’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Si es seguidor de 2 Broke Girls  o pasando canales ha dado con esta serie y se ha reído con las escenas, sepa que así como usted se divirtió, el elenco también disfrutó al grabar esos momentos. Es más, la misma Beth Behrs, una de las protagonistas del show, le contó a Teleguía lo bien que se la pasan cuando están en el set. Ella interpreta a la divertida Caroline Channing, una millonaria en la quiebra.

“Trabajo con la gente más divertida que existe”, afirmó, vía telefónica, la actriz nacida en Pensilvania (Estados Unidos) hace 26 años y quien se declara seguidora de las series Homeland , Modern Family y Mad Men .

Durante unos 30 minutos de entrevista, Beth se refirió al gran éxito que está teniendo 2 Broke Girls –que va por sus segunda temporada y que emite Warner Channel los lunes a las 9:30 p. m.– y descartó cualquier tipo de rivalidad conKat Dennings (Max), la otra protagonista del programa.

Para esta simpática rubia, la actuación es su vida. Aunque la serie le implica la memorización de libretos muy extensos y un trabajo corporal riguroso, ella no lo cambiaría por nada del mundo. Además, reconoció que está en el mejor momento de su carrera gracias a esta serie, que recibió tres nominaciones en los Emmy pasados y ganó el People Choice Award a mejor comedia nueva.

Y es que tan solo con su primera temporada al aire, el show logró que Martha Stewart, uno de los grandes íconos de estilo de vida en EE.UU., participara como invitada especial en el capítulo de final de temporada. Un gran punto a favor de la serie, ya que las protagonistas suelen mencionar su nombre cuando hablan del deseo de impulsar su propio negocio de cupcakes .

La actriz destacó los chistes y las situaciones embarazosas que componen la trama y lo bien que se lleva con sus compañeros de reparto. Incluso, ella manifestó que le gustaría darse unas vacaciones en el país pronto.

—¿Cree que 2 Broke Girls ha roto el estereotipo de las mujeres que usualmente vemos en las comedias de TV? —Una de las cosas que más me fascina de estos dos personajes es que muchas veces vemos a bellas mujeres en televisión, que son crueles las unas con las otras. Max y Caroline, a pesar de tener personalidades distintas y vidas diferentes, son prácticamente familia, se apoyan mutuamente. Es realmente una bella relación la que tienen. —Siempre se habla de rivalidades entre protagonistas de series de televisión exitosas. ¿Cómo es la relación que mantiene con Kat Dennings? —No, no existe ningún tipo de rivalidad. Kat se ha convertido en una de mis mejores amigas; somos prácticamente una familia y así ha sido desde el primer momento. Nos conectamos inmediatamente desde que nos conocimos cuando ensayábamos en el set. De lo contrario, creo que el programa no habría alcanzado el éxito que tiene.

PUBLICIDAD

—¿Cómo ha sido el trabajar con Michael Patrick King, uno de los creadores de Sex and the City? —Ha sido maravilloso trabajar con Michael. Soy una gran fan de su serie; he visto sus capítulos no sé cuántas veces. Cuando llegué a hacer la audición para 2 Broke Girls y vi que era con él, fue algo sorprendente, no me lo esperaba. Él es muy divertido y pasamos momentos muy cómicos a su lado en el set. Además, tiene una gran afinidad para desarrollar, con éxito, personajes femeninos.

—El guion de la serie es bastante cómico. ¿Cómo hace para no reírse durante las grabaciones? —Es bastante difícil no reírme cuando grabamos. Casi nunca lo logro porque trabajo con la gente más divertida que existe, especialmente en los momentos en que actúa Jennifer Coolidge (Sophie en la serie). Ella es una excelente actriz y la mujer más divertida del mundo.

—¿Visualiza que, en algún momento, el capítulo final de una temporada de 2 Broke Girls pudiese ser tan exitoso como el de Seinfeld o Friends? Friends era mi serie favorita. Sabes, las personas comentan que podríamos tener un éxito similar a esa serie; entonces, debo decir que me siento muy halagada por esos comentarios. Nos encantaría alcanzar el éxito que obtuvieron estas grandiosas series.

—¿Qué les toca vivir a Caroline y a Max en esta segunda temporada? —Creo que tendrán una experiencia muy similar a lo que vivieron en la primera temporada, pues seguirán experimentando cuán difícil es comenzar con un negocio desde cero; es decir, contar con la cantidad de dinero, tiempo y experiencia que se requiere para ello. Puede que tengan mayor éxito este año o quizá van a retroceder y, luego, nuevamente a avanzar... (ríe). —En esta segunda temporada, el papá de Caroline tendrá un rol más destacado. ¿De qué manera influye esto en su papel? —Bueno, la razón por la que Caroline se convirtió en una persona de bajos recursos fue porque su padre se inmiscuyó en negocios ilícitos; aún así veremos a una Caroline que habla siempre de su padre de manera positiva y de un padre que la ama. Ella ha cambiado mucho durante el último año y su papá es el único pariente que tiene. Aunque hizo algo muy malo, él sigue siendo su inspiración.

PUBLICIDAD

—¿Cuál ha sido el reto más grande que ha debido afrontar para darle vida a su personaje? —Creo que lo más difícil es entender lo que significa pasar de tenerlo todo a tener nada. Pasar de tener a una persona que te lleva la comida a la cama, una limusina y toda esta serie de lujos a los que debes renunciar de la noche a la mañana; entender que no se tiene nada y tener que trabajar como mesera. Igualmente, está el hecho de no tener ni familia ni amigos.

—Ahora vemos a una Caroline más astuta. ¿Cree que ha aprendido eso de Max? —Ciertamente, la compañía de Max ha contribuido con su crecimiento intelectual y ha madurado. Caroline siempre ha sido buena para los negocios, pero Max le ha enseñado a ser más astuta y a tener un conocimiento de vida más “de calle”.

—¿Piensa que Caroline ya está lista para comenzar un romance? —Sí, definitivamente, ella está preparada para comenzar una relación amorosa. Sin embargo, tendría el problema de llevar adelante esa relación con el negocio de los cupcakes. También hay que entender que su prioridad es hacer que su negocio con Max crezca para así superar la terrible situación económica por la que están pasando.

—¿Hay alguna semejanza entre Caroline y usted? —Pienso que ambas nos hemos trazado metas muy similares en cuanto a los negocios. Yo estudié en la Universidad de California, me esforcé por mis estudios y he trabajado bastante duro también para cumplir mis metas. Caroline me ha enseñado mucho; por ejemplo, que es más inteligente de lo que cree la gente, que hace reír a los demás y que siempre se divierte.

—¿Le quita el sueño ganarse un Emmy como mejor actriz? —He pensado mucho en lo que significaría recibir un premio, pero no me quita el sueño. Simplemente, hago mi trabajo porque me gusta hacerlo. Trato de que la gente se ría. Debe ser muy emocionante ganar uno, pero no es mi objetivo.

—¿Tiene algún otro proyecto en la mira? —Me encantaría participar en alguna película. Yo me formé en el teatro, así que también me gustaría actuar en alguna obra en cuanto pueda.

— ¿Ha estados alguna vez en Latinoamérica, quizá en Costa Rica? —Desearía poder ir a Costa Rica; sé que es un lugar hermoso, pero el único lugar que conozco de Latinoamérica es Oaxaca, México. Fui de vacaciones hace como un par de años. Para mi próximo viaje sería lindo ir por tu país.

  • Comparta este artículo
Archivo

‘Kat y yo somos prácticamente una familia’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota