Archivo

Izquierda y derecha se acusan mutuamente de provocar la violencia

Actualizado el 15 de agosto de 2006 a las 12:00 am

Archivo

Izquierda y derecha se acusan mutuamente de provocar la violencia

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

México, 15 ago (EFE).- La izquierda y la derecha mexicanas se acusaron hoy mutuamente de provocar la violencia y tensar el ambiente político, que quedó muy polarizado tras los comicios presidenciales del 2 de julio de los que aún no hay ganador.

Las acusaciones surgen un día después de que legisladores y simpatizantes izquierdistas chocaran con unos 500 policías federales cuando estos últimos los desalojaron de un acceso de la Cámara de Diputados donde pretendían montar un campamento.

"Estamos tomando medidas para mejorar la organización y evitar cualquier confrontación con las fuerzas públicas", dijo Gerardo Fernández, de la Coalición por el Bien de Todos, que postuló como candidato al izquierdista Andrés Manuel López Obrador.

López Obrador, quien asegura que hubo un fraude para favorecer al derechista Felipe Calderón, encabeza un movimiento de "resistencia civil pacífica" con la toma de varias avenidas y el Zócalo, la principal plaza del país para exigir el recuento total de los votos.

Calderón, según el primer cómputo, ganó por más de 200.000 votos a López Obrador.

"Nosotros no vamos a acudir al expediente de la violencia y no vamos a responder con violencia a las provocaciones y a las agresiones de las fuerzas públicas, vamos a mantener nuestra línea de resistencia civil y pacífica", dijo Fernández a la prensa.

Además, López Obrador ha anunciado que permanecerá su campamento el 15 y 16 de septiembre en el Zócalo, donde se celebran las fiestas patrias y que son encabezadas por el presidente de turno, lo que ha desatado una polémica y llamamientos de alerta sobre un eventual choque pues en estos actos participan militares.

"Hemos tomado ya una línea de acción, ha sido anunciada y no va a modificarse", dijo Fernández sobre sus acciones en las fechas en que se festeja la independencia de México con una fiesta popular, el día 15, y con un desfile militar, el 16.

"Entendemos que de parte de nuestros adversarios no hay la disposición de hacer el recuento voto por voto (...) que podría resolver el clima de crisis electoral y política que se vive el país", agregó.

"Así es que nos adentramos a un terreno desconocido, ha sido una situación inédita, ha sido una situación de confrontación, por más legal y pacífica que sea, confrontación que se viene agudizando y que nosotros quisiéramos no se diera pero, como comentábamos, no vamos a aceptar un retroceso democrático en el país", dijo.

PUBLICIDAD

Por su parte, el líder del derechista Partido Acción Nacional (PAN), Manuel Espino, dijo a la prensa que es "evidente la intención" de la izquierda de "provocar, incitar a un accidente que pudiera ser considerado violento".

El propósito, agregó, es "poder darle sustento a su dicho de un intento de represión por parte de las autoridades".

Espino, quien acusó a López Obrador y a la coalición izquierdista de haber "alterado" el orden social, indicó que si el Tribunal Electoral resuelve que Calderón es el presidente electo no se justificaría la violencia de la izquierda que ha anunciado que se opondría a que el derechista asumiera el cargo.

"Lo que no se justifica es la sangre y fuego que quieren lograr Andrés Manuel López Obrador y sus seguidores, eso es lo que no se justifica", dijo Espino.

Agregó que: "si Felipe Calderón es el presidente electo de los mexicanos, lo que no se justifica es que haya quien lo quiera impedir por la vía de la violencia".EFE

gt/as

  • Comparta este artículo
Archivo

Izquierda y derecha se acusan mutuamente de provocar la violencia

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota