Archivo

Servicios deficientes frenan creación de zonas francas

Incentivos en zonas de bajo desarrollo no tientan a empresas

Actualizado el 25 de septiembre de 2012 a las 12:00 am

Falta de Internet, de vías y de personal atenta contra exoneración fiscal

Cinde dice que pronto llegará una a Puntarenas, dos a Limón y otra a Tilarán

Archivo

Incentivos en zonas de bajo desarrollo no tientan a empresas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Servicios de telecomunicaciones deficientes, mala infraestructura pública y falta de mano de obra calificada, son problemas que atentan contra los incentivos fiscales que ofrece el país a las empresas que se instalen en las zonas de menor desarrollo.

Desde el 2010, Costa Rica ofrece exonerar del impuesto sobre la renta a las compañías que decidan asentarse en zonas francas en esos sectores marginados. Sin embargo, a la fecha, no se ha concretado ningún proyecto.

En la actualidad, el 75% de las exportaciones nacionales sale de la Región Central, igual que pasaba en el 2007.

Gabriela Llobet, directora general de la Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (Cinde), reconoce el problema, pero dice que no hay gran desplome por dos cosas: primero, para concretar una inversión se requiere un proceso de al menos un año y, segundo, hay cuatro proyectos cerca de formalizarse.

Mencionó que en Puntarenas se instalará la firma ADS Mexicana, dedicada a fabricar tubería de plástico. En Limón, se espera concretar dos proyectos antes de que termine el año y en Tilarán está muy avanzada la gestión con Aegis, que ya tiene un call center aquí.

La definición de menor desarrollo relativo la determina el Ministerio de Comercio Exterior sobre la base de parámetros aportados por el Ministerio de Planificación, como empleo, ingreso, tasa de educación y otros.

Ejemplos. Llobet dijo que Cinde trabaja desde el 2010 en una serie de iniciativas para orientar a municipalidades y otros actores en el desarrollo de elementos necesarios.

Por ahora, dijo, en Limón se instalará al menos una firma agroindustrial, que requiere buenas carreteras y un puerto cercano. Al contrario, en Tilarán las necesidades son de electricidad, telecomunicaciones y mano de obra calificada y en Puntarenas, la cercanía del puerto de Caldera es crucial.

Maureen Ugalde, vicealcaldesa de Tilarán, resaltó la expectativa por la posible llegada de Aegis. Se prevé la creación de 300 a 500 empleos. El beneficio directo será para Tilarán, Cañas y Bagaces.

La presencia de la Universidad de Ciencia y Tecnología Invenio en la zona es muy relevante, pues preparará personal técnico.

El alcalde de Grecia, Adrián Barquero, dijo que se prevé la construcción de un parque industrial en 138 hectáreas que son parte de la hacienda La Argentina, lo cual significaría la creación de entre 15.000 y 20.000 empleos.

  • Comparta este artículo
Archivo

Incentivos en zonas de bajo desarrollo no tientan a empresas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Marvin Barquero S.

mbarquero@nacion.com

Periodista de Economía

Periodista en la sección de Economía. Realizó sus estudios de Comunicación en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas de producción y de comercio exterior.

Ver comentarios
Regresar a la nota