Archivo

Hace 50 años, viernes 23 de octubre de 1964

Actualizado el 23 de octubre de 2014 a las 12:00 am

Archivo

Hace 50 años, viernes 23 de octubre de 1964

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Robo de arroz atribuido a brujas

El señor Liocinto Ortiz, vecino de La Cuesta, se presenta ante el capitán Franklin Bonilla, jefe del resguardo de la localidad, a denunciar que en ese lugar existen brujas.

“¿Por qué brujas?”, pregunta el capitán. “Porque figúrese que hace rato dejé tres sacos de arroz pilado en casa de Juan Lara y, mientras hacía una necesidad, los sacos desaparecieron”. Iniciadas las investigaciones para dar con “las brujas”, estas resultaron ser un brujo de nacionalidad panameña de nombre A. Morales, quien se había cargado los sacos de arroz.

Extensa red de espionaje comunista en el mundo

La Unión Soviética mantiene la más extensa red de espionaje del mundo entero.

De las declaraciones de varios desertores de la zona alemana de ocupación soviética, se deduce que solamente en la República Federal Alemana y en Berlín Occcidental trabajan 16.000 agentes secretos comunistas que reciben órdenes de una gigantesca organización en Alemania Oriental, que dispone de 22 oficiales.

Fuera de esto, el espionaje de la Alemania Oriental está el control de 700 oficiales soviéticos.

Preparan cincuentenario de Abangares

En junio del año próximo se cumplirán cincuenta años de la fundación del cantón de Abangares. Con tal motivo se ha constituido un comité que se encargará de la celebración de este grato acontecimiento de la mejor manera posible. Ya se cuenta con el ofrecimiento de un aporte económico de la Municipalidad para este objeto, según informa nuestro corresponsal.

Para este propósito, la comisión desea recibir sugerencias de todos los vecinos del lugar, tanto de los hijos del cantón como de los residentes fuera del mismo.

México aspira a hacer los mejores Juegos en 1968

Los funcionarios mexicanos dijeron hoy que podrían llevar a cabo en 1968 unos mejores Juegos que los de 1964 en Japón, mediante la simple solución de no ser tan estrictos y dar mejor comida.

México se lo está tomando muy en serio. Los observadores del Comité Olímpico Mexicano vinieron a esta capital a aprender a organizar los Juegos, pero todos opinan que ellos los pueden hacer mejores.

Evidentemente, el genio latino puede darles un toque distinto a los Juegos de 1968 en alojamiento, periodismo, turismo y alimentación.

  • Comparta este artículo
Archivo

Hace 50 años, viernes 23 de octubre de 1964

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota