Archivo

Luis Alberto Cordero Dejará puesto el 31 de diciembre

Director de Fundación Arias se va tras 10 años en el cargo

Actualizado el 28 de diciembre de 2012 a las 12:00 am

Dice que desde setiembre del 2011 anunció a la Directiva que se retiraba

Afirma que salida no se relaciona con investigaciones de la Fiscalía por donativos

Archivo

Director de Fundación Arias se va tras 10 años en el cargo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Luis Alberto Cordero Arias dejará el 31 de diciembre la dirección de la Fundación Arias para la Paz y el Progreso Humano, fundada por el expresidente Óscar Arias, luego de casi 10 años de ocupar ese cargo.

Cordero, de 59 años y abogado de profesión, confirmó ayer a La Nación su salida y explicó que su interés en dejar la Fundación se remonta a setiembre del 2011, cuando lo informó por primera vez a la Junta Directiva de la entidad.

Dijo desconocer si la Fundación ya tiene a su sustituto y agregó que estará como asesor de la entidad entre enero y febrero, para acompañar el proceso de transición.

“En febrero del 2012 la Junta abrió un proceso de scouting de mi sustituto y ya se fue todo el año. Yo le pedí que tuviéramos esto por resulto y la Junta lo resolvió en noviembre. Me voy el 31 de diciembre”, declaró.

Al consultársele sobre los motivos de su renuncia, respondió: “Diez años es mucho tiempo, cumplí una etapa en la Fundación; es un ciclo que se cierra”.

Práctica privada. Cordero informó de que el próximo año regresará a la práctica privada del derecho, en el campo corporativo y de resolución alternativa de conflictos. Incluso aseguró que ya aceptó una oferta laboral en el país, aunque no brindó más detalles.

Además, dijo que se dedicará a escribir y estudiar.

Cordero ocupa la dirección de la Fundación Arias desde marzo del 2003 y durante este tiempo también ha tenido que lidiar con algunos cuestionamientos relacionados con presuntas donaciones de fondos a esa entidad, que actualmente investiga el Ministerio Público.

Este año, por ejemplo, el Juzgado Penal de Hacienda autorizó la apertura de las cuentas bancarias de la Fundación Arias para investigar si recibió una “donación irregular” de entidades vinculadas con los socios de la minera Crucitas.

Esto es parte de una causa penal en la que se investiga el aval de la concesión minera a Industrias Infinito S. A. y el decreto de conveniencia nacional del proyecto aprobado por el Gobierno de Óscar Arias.

Además, en otro caso, la Fiscalía indaga sobre el origen de $1 millón que el Gobierno de Taiwán le entregó a la Fundación en febrero del 2007. Cordero ya presentó documentos del 2006 que evidencian cómo se gestó dicha donación y rechazó la posibilidad de que ese dinero inicialmente estuviese dirigido al Gobierno de la República.

PUBLICIDAD

Según Cordero, esos casos no se relacionan con su renuncia y refutó los cuestionamientos.

“Lo lamento, porque mi posición sigue siendo la misma: en ninguno de los dos casos hay algo que ocultar”, manifestó.

Ayer se intentó conocer el criterio de Óscar Arias sobre la salida de Cordero y su trabajo al frente de la Fundación, pero el expresidente no respondió al mensaje telefónico que se le dejó con su mayordomo.

  • Comparta este artículo
Archivo

Director de Fundación Arias se va tras 10 años en el cargo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota