Archivo

Brinde un voto de confianza y estimule a sus empleados

Actualizado el 04 de agosto de 2013 a las 12:00 am

Creer en los demás activa el poder para hacer negocios y alcanzar objetivos

Archivo

Brinde un voto de confianza y estimule a sus empleados

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Para todo administrador, gerente o directivo, el reconocer el potencial de sus empleados es una de las prácticas empresariales básicas.

Por ello, resulta válido recordar el “efecto Pigmalión”, teoría de Robert Merton de ver el potencial en otros para que esa fuerza se active al cambio.

Si percibe que, a un sujeto, se le valora poco o que es tratado con desconfianza, esto se reflejará en sus acciones posteriores, mostrando resultados mediocres.

Ahora, si por el contrario, percibe que se le deposita confianza y se le trata con consideración, su desempeño mejorará notablemente en las empresas.

De tal manera la teoría de Robert Merton empezó a aplicarse no solo al comportamiento social y las relaciones interpersonales, sino a la forma de motivar a los empleados, para que su confianza y su productividad se elevaran.

Los resultados se han visto y se siguen viendo a granel, en casos como los de los ejecutivos que, en un menor tiempo, llegan a desempeñar las funciones asignadas, con el máximo de resultados y, ese impulso no para allí, sino que años después siguen prosperando dentro de la organización.

Ese principio resalta las consecuencias que generan sobre el comportamiento de una persona las expectativas y creencias que se tienen de ella.

¿Cómo aplicar el “efecto Pigmalión”? Lo primero es ser autocrítico antes de criticar a los colaboradores o empleados.

Siempre fomente el respeto mutuo, y desarrolle en su equipo de trabajo la capacidad de análisis, síntesis y deducción, al tiempo que les enseña la importancia de tomar decisiones.

Y, entre otros, promueva la investigación y la comunicación, tanto entre compañeros como con las directivas, la actitud de confianza sobre el desempeño, y el directivo debe brindar a sus empleados un trato sincero y proactivo para los logros.

Esas actitudes mejorará el resultado de los objetivos.

  • Comparta este artículo
Archivo

Brinde un voto de confianza y estimule a sus empleados

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota