Archivo

Alcanzar la fama en Twitter... comprándola

Actualizado el 03 de septiembre de 2012 a las 12:00 am

La práctica es sorprendentemente fácil. Los compradores y vendedores no ven nada malo en ello.

Archivo

Alcanzar la fama en Twitter... comprándola

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Fake Follower Check que dice que puede establecer cuántos seguidores falsos tienen usted y sus amigos. | STATUSPEOPLE
ampliar
Fake Follower Check que dice que puede establecer cuántos seguidores falsos tienen usted y sus amigos. | STATUSPEOPLE

The New York Times (San Francisco ). Como comediante, Dan Nainan fue bendecido con fanáticos, millones de reproducciones en YouTube y, una vez, una audiencia con el Presidente Barack Obama. Pero faltaba una cosa.

“El número de seguidores de Twitter que tenía en relación con cuántas personas en el mundo sabían sobre mí era horriblemente inadecuado”, dijo. Así que en junio compró una pequeña ciudad por $424,15 dólares, elevando su cuenta de seguidores de Twitter de unos 700 a más de 220.000.

“Hay una distinción tremenda asociada con tener un número grande”, dijo Nainan, de 31 años de edad, y añadió: “Cuando la gente ve que uno tiene muchos seguidores, se dicen: 'Oh, Dios mío, este tipo es popular. Quizá quiera contratarlo”.

Quizá sea el secreto peor guardado en la Twitterósfera. Ese amigo que se jacta de tener mil, incluso 100.000, seguidores de Twitter quizá no se los haya ganado a través del trabajo duro y el relacionamiento social; podría simplemente haberlos comprado en el mercado negro.

Y no se trata sólo de los blogueros impulsados por el ego. Se sabe que las celebridades, los políticos, las empresas incipientes, los aspirantes a estrellas de rock, los candidatos de los reality shows –cualquiera que pudiera beneficiarse de tener una gran huella en los medios sociales– han comprado grandes bloques de seguidores de Twitter.

La práctica es sorprendentemente fácil. Una búsqueda en Google de “comprar seguidores de Twitter” ofrece docenas de sitios de Internet como USocial.net y FanMeNow.com que venden seguidores de Twitter por miles (y a menudo “Me gusta” de Facebook y reproducciones de YouTube ). En BuyTwitterFollow.com , por ejemplo, los usuarios simplemente ingresan su cuenta de Twitter y su número de tarjeta de crédito y, con unos cuantos clics, ver las filas de sus seguidores crecer en tres o cuatro días.

Will Mitchell, el fundador de Clear Presence Media , una compañía de mercadotecnia en las afueras de Tampa, Florida, dijo que ha comprado más de un millón de seguidores para sus clientes, que incluyen músicos, empresas incipientes y una actriz bien conocida a la que declinó identificar.

“Y es muy barato además”, dijo. En un caso, dijo Mitchell, compró 250.000 seguidores por $2.500 dólares, a un centavo de dólar cada uno.

PUBLICIDAD

Un sitio, Fiverr , un servicio de clasificados en línea para actividades de mercadotecnia baratas, tiene varios anuncios que ofrecen mil seguidores de Twitter por $5.

Heddi Cundle, fundadora de MyTab.co , una compañía de San Francisco que ayuda a las personas a reunir dinero para viajes, gastó $5 en Fiverr para comprar 200 seguidores en octubre pasado, cuando empezó su sitio. Para el mes siguiente, “teníamos entre 1.100 y 1.200 personas en Twitter y Facebook, lo cual fue asombroso”, dijo. “Necesitábamos eso para echar a andar”.

Los seguidores de Twitter falsos brevemente fueron noticia en julio, cuando los seguidores de Twitter del candidato presidencial estadounidense Mitt Romney aumentaron en más de 100.000 en un fin de semana; un ritmo mucho más rápido que lo común. Una oleada de reportes noticiosos se propuso exponer la práctica de comprar seguidores. “Cuenta de Twitter de Romney registra aumento de seguidores falsos, pero ¿de dónde?”, decía un titular del blog Technolog de NBC News. (La campaña de Romney ha negado comprar seguidores.) Tener seguidores falsos, es importante señalar, no necesariamente significa que sean comprados. A diferencia de los amigos de Facebook, Twitter no requiere que los usuarios aprueben a los seguidores. En otras palabras, cualquiera puede seguirle a uno en Twitter, ya sea su madre o un generador de mensajes basura.

Los seguidores de Twitter se venden en dos formas: los seguidores “enfocados”, como se conocen en la industria, son cosechados usando un software que busca a usuarios de Twitter con intereses similares y los sigue, apostando a que muchos regresarán el favor. Los seguidores “generados” son de cuentas de Twitter que están inactivas o son creadas por computadoras generadores de mensajes basura; a menudo conocidas como “bots”.

Los compradores y vendedores no ven nada malo en ello. “Comprar seguidores generados por bots va contra los términos de Twitter y despreciado por el público”, dijo Mitchell. “Sin embargo, es perfectamente legal”.

La práctica se ha extendido tanto que StatusPeople , una compañía de administración de medios sociales en Londres, dio a conocer una herramienta de Internet en julio llamada Fake Follower Check que dice que puede establecer cuántos seguidores falsos tienen usted y sus amigos.

PUBLICIDAD

La herramienta examina las relaciones de Twitter, dijo Rob Waller, fundador de StatusPeople. “Las cuentas falsas tienden a seguir a muchas personas pero tienen pocos seguidores”, dijo. “Luego combinamos eso con algunas otras mediciones para confirmar que la cuenta es falsa”.

Si es precisa, el número de seguidores falsos que existen es sorprendente. Según la herramienta de StatusPeople, 71% de los casi 29 millones de seguidores de Lady Gaga son “falsos” o están “inactivos”. También el 70% de los casi 19 millones de seguidores de Obama.

Pero Twitter está empezando a tomas medidas drásticas. En abril, presentó una demanda en un tribunal federal en San Francisco contra cinco generadores de mensajes basura, incluidos quienes crean seguidores de Twitter falsos. (El caso está pendiente.)

Eso no desalentó a Nainan, el comediante. Recientemente preguntó sobre “el máximo teórico” de seguidores de Twitter que puede comprar. “Dijeron: 'Probablemente sea más de un millón, millón y medio’”, comentó. “Y me dije: '¿Por qué no? Puedo permitírmelo’”.

  • Comparta este artículo
Archivo

Alcanzar la fama en Twitter... comprándola

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota